Seminario
Lección 109: Job 38–42
anterior siguiente

Lección 109

Job 38–42

Introducción

Jehová respondió a las súplicas de Job y le recordó que Él es omnisciente y todopoderoso. Job respondió humildemente y se le enseñó más acerca del poder de Jehová. Jehová castigó a los amigos de Job, aceptó el arrepentimiento de Job e hizo que el resto de su vida fuera más próspero de lo que era en un principio.

Sugerencias para la enseñanza

Job 38–41

Jehová enseña a Job concerniente a Su poder

Para ayudar a preparar a los alumnos para estudiar Job 38–42, invítelos a enrollar una hoja de papel y a ver a través de ella con un solo ojo mientras cierran el otro. Invite a algunos alumnos a explicar qué dificultades podrían tener si hicieran sus actividades diarias con la visión limitada de esa manera.

Invite a uno de los alumnos a leer en voz alta las siguientes palabras del élder Quentin L. Cook, del Quórum de los Doce Apóstoles, y pida a la clase que escuche para conocer algunas de las cosas que podrían causar que tengamos una perspectiva limitada.

“Desde la limitada perspectiva de aquellos que no tienen conocimiento, entendimiento ni fe en el plan del Padre —que ven el mundo sólo a través de los lentes de la mortalidad con sus guerras, violencia, enfermedad y maldad— esta vida puede parecer deprimente, caótica, injusta y sin sentido” (“Las canciones que no pudieron cantar”, Liahona, noviembre de 2011, pág. 104).

De acuerdo con el élder Cook, ¿qué puede causar que tengamos una perspectiva limitada? (Ver la vida terrenal y sus dificultades sin el conocimiento o entendimiento del plan de felicidad del Padre Celestial o sin fe en ese plan).

  • ¿Cuáles son algunos ejemplos de desafíos o pruebas que puedan ser especialmente difíciles de afrontar sin entender el plan del Padre Celestial o tener fe en él?

  • ¿Cómo son esos desafíos similares a algunas de las pruebas que tuvo Job?

Conforme los alumnos estudien Job 38–42, invítelos a buscar verdades que les ayuden a fortalecer su fe en el Padre Celestial y a ampliar la visión de Su plan con el fin de afrontar mejor los desafíos que puedan tener.

Explique que después de que Job y sus amigos analizaron las posibles razones del sufrimiento de Job, Jehová le habló directamente a Job. Invite a un alumno a leer en voz alta Job 38:1–3, y pida a la clase que siga la lectura en silencio para buscar al final del versículo 3 la instrucción que Jehová le dio a Job.

  • De acuerdo con el final del versículo 3, ¿qué dijo Jehová que quería que Job hiciera? (Responder las preguntas de Jehová).

Pida a un alumno que lea en voz alta Job 38:4–7, e invite a la clase a seguir la lectura en silencio para conocer las preguntas que Jehová le hizo a Job.

  • En sus propias palabras, ¿cómo resumirían las preguntas que Jehová le hizo a Job? (Jehová le pidió a Job que considerara dónde estaba él cuando la Tierra fue creada y quién la creó, implicando que Dios tiene todo poder).

  • ¿Quiénes creen que son los hijos de Dios que se mencionan en el versículo 7?

Si lo desea, para ayudar a que la clase entienda el versículo 7, invite a un alumno a leer en voz alta las siguientes palabras del presidente Thomas S. Monson. Invite a los alumnos a seguir la lectura en silencio para conocer quiénes estaban entre los “…hijos de Dios” que “…se regocijaban” (Job 38:7).

“…vivíamos antes de nacer en la vida mortal. En nuestro estado premortal, sin duda fuimos de los hijos y las hijas de Dios que nos regocijamos por la oportunidad de venir a esta existencia mortal difícil pero necesaria. Sabíamos que nuestro propósito era obtener un cuerpo físico, vencer las pruebas y probar que guardaríamos los mandamientos de Dios” (“¡Ha resucitado!”, Liahona, mayo de 2010, pág. 88).

  • ¿Cómo les ayudan las palabras del presidente Monson a entender el significado del versículo 7? (Después de que los alumnos respondan, si lo desea, sugiera que anoten la siguiente verdad en el margen de su ejemplar de las Escrituras cerca del versículo 7: Antes de que naciéramos en la Tierra, vivimos con el Padre Celestial y nos regocijamos por Su plan de felicidad).

  • Cuando afrontamos desafíos, ¿por qué puede ser útil que recordemos que nos regocijamos por la oportunidad de vivir en la Tierra?

Para resumir el resto de Job 38, así como Job 39–41, explique que Jehová mostró Su conocimiento y poder al hacerle a Job muchas preguntas acerca de cómo Él creó y sigue dirigiendo la Tierra, recalcando el conocimiento y poder limitado de los humanos.

Job 42

Jehová bendice a Job para que sea más próspero de lo que era inicialmente

Pida a un alumno que lea en voz alta Job 42:1–2, e invite a la clase a seguir la lectura en silencio para conocer lo que Job dijo después de que le habló Jehová.

  • ¿Qué dijo Job que sabía acerca de Jehová? (Después de que los alumnos respondan, si lo desea, anote la siguiente doctrina en la pizarra: El Señor tiene todo poder y conoce todas las cosas).

  • ¿Por qué creen que es importante tener un testimonio de esa verdad, particularmente durante tiempos en los que afrontamos desafíos?

Pida a un alumno que lea en voz alta Job 42:5–6, e invite a la clase a determinar qué efecto tuvo en Job a medida que aprendió más acerca de Jehová.

  • ¿A qué creen que se refería Job cuando dijo, “…me aborrezco y me arrepiento en polvo y ceniza”? (Job 42:6). (Ayude a los alumnos a entender que Job no se odiaba a sí mismo; más bien, reconocía humildemente sus debilidades, pecados y limitaciones ante Jehová).

Señale que después de que Job reconoció sus limitaciones y se arrepintió de sus pecados, Jehová habló a los amigos de Job, quienes habían juzgado equivocadamente a éste y lo habían tratado de convencer de que no se merecía la misericordia de Jehová.

Consideren algún momento en su vida en el que, de manera similar al caso de Job, los haya juzgado equivocadamente un amigo (o amigos).

  • ¿Por qué puede herirnos el que los amigos nos juzguen equivocadamente? ¿Cómo podemos vernos tentados a reaccionar hacia nuestros amigos cuando nos juzguen equivocadamente?

Invite a un alumno a leer en voz alta Job 42:7–9, y pida a la clase que siga la lectura en silencio para buscar las instrucciones que Jehová les dio a los amigos de Job.

  • ¿Qué pidió Jehová que hicieran los amigos de Job?

  • De acuerdo con el versículo 8, ¿qué mandó Jehová que hiciera Job por esos amigos que lo habían juzgado erróneamente?

  • ¿Qué principio aprendemos de esa instrucción? (Es posible que los alumnos usen otras palabras, pero asegúrese de que reconozcan el siguiente principio: El Señor quiere que oremos por los que nos juzgan erróneamente).

  • ¿Por qué creen que el Señor quiere que oremos por los que nos juzgan erróneamente?

Invite a algunos alumnos a turnarse para leer en voz alta Job 42:10–17, y pida a la clase que siga la lectura en silencio para saber cómo fue el resto de la vida de Job.

  • ¿Qué le dio fortaleza a Job para mantenerse fiel a Jehová en sus pruebas? De las pruebas específicas que afrontó Job (pérdida de sus amigos, pérdida de los miembros de su familia, pérdida de los bienes y posesiones), ¿cuáles les resultarían a ustedes difíciles de afrontar para perseverar fielmente?

  • ¿Qué bendiciones le dio Jehová a Job después de que éste se mantuvo fiel y perseveró ante tan grandes pruebas?

  • ¿Qué principios aprendemos de la experiencia de Job? (Conforme los alumnos compartan los principios que han encontrado, recalque lo siguiente: Si nos mantenemos fieles al Señor en nuestras pruebas, entonces Él nos bendecirá abundantemente de acuerdo con Su voluntad).

Invite a los alumnos a ir a la pizarra y hacer una lista de algunas de las cosas que podemos hacer para mostrar que somos fieles al Señor durante nuestras pruebas. Después de que los alumnos hayan escrito la lista en la pizarra, si lo desea, pídales que den ejemplos de maneras en las que el Señor puede bendecirnos cuando hacemos las cosas que están en la lista de la pizarra.

Para ayudar a los alumnos a entender maneras en las que el Señor puede bendecirnos conforme nos mantengamos fieles en nuestras pruebas, considere invitar a un alumno a leer en voz alta las siguientes palabras del élder Joseph B. Wirthlin, del Quórum de los Doce Apóstoles. Invite a la clase a buscar maneras en las que el Señor podría bendecir a los que le son fieles durante las pruebas.

“El Señor compensa a los fieles por toda pérdida. Lo que sea quitado de los que amen al Señor les será añadido, a la manera de Él. Aunque quizás no llegue en el momento que deseemos, los fieles sabrán que toda lágrima de hoy, con el tiempo, será compensada cien veces con lágrimas de regocijo y de gratitud.

“Una de las bendiciones del Evangelio es el conocimiento de que cuando la cortina de la muerte indique el final de la vida terrenal, la vida continuará del otro lado del velo, y allí tendremos oportunidades nuevas. Ni siquiera la muerte puede quitarnos las bendiciones eternas prometidas por un amoroso Padre Celestial” (“Venga lo que venga, disfrútalo”, Liahona, noviembre de 2008, pág. 28).

  • De acuerdo con el élder Wirthlin, ¿cómo puede bendecirnos el Señor si somos fieles durante las pruebas? (Ayude a los alumnos a entender que podemos recibir las bendiciones del Señor en esta vida y también después de morir).

  • ¿Cómo han sido bendecidos ustedes a medida que se han mantenido fieles al Señor durante sus pruebas? (Una vez que los alumnos hayan respondido, si lo desea, comparta usted una experiencia también).

Para concluir esta lección, si lo desea, testifique de las verdades que se han analizado hoy. Invite a los alumnos a seleccionar de la lista de la pizarra una cosa en la que puedan trabajar para ayudarles a permanecer fieles durante sus pruebas. Aliéntelos a hacer lo que han elegido.

Repaso de dominio de las Escrituras

Como un simple repaso para ayudar a los alumnos a recordar la ubicación de los diez pasajes de dominio de las Escrituras que se han presentado en el curso hasta este momento, pida a cada alumno que trace una tabla de cuatro columnas por cuatro filas en una hoja de papel.

Invite a los alumnos a escribir al azar cada una de las referencias de los diez pasajes de dominio de las Escrituras en los cuadros de la tabla. Pídales que repitan seis de las referencias en los cuadros restantes.

Lea una parte de uno de los diez pasajes de dominio de las Escrituras en voz alta y pida a los alumnos que coloquen un dedo sobre la referencia que está en sus tablas, la que ellos crean que corresponde al pasaje. Diga la referencia en voz alta y pida a los alumnos que revisen sus respuestas. Si están señalando la referencia correcta, pídales que marquen el cuadro con una X.

Pida a los alumnos que digan “dominio de las Escrituras” cuando marquen cuatro cuadros en línea (vertical, horizontal o diagonalmente). Puede continuar hasta que todos tengan cuatro en línea o hasta que los alumnos hayan marcado todos sus cuadros.

Comentarios e información de contexto

Job 42:12. “…bendijo Jehová los postreros días de Job más que los primeros”

El presidente Spencer W. Kimball explicó que las pruebas que enfrentamos pueden ser una fuente de crecimiento personal:

“¿Es que no podemos ver la sabiduría de Dios al darnos pruebas a las cuales sobreponernos, responsabilidades que podamos cumplir, trabajo que vigorice nuestros músculos y penas que pongan a prueba nuestra alma? ¿No se nos expone a las tentaciones para probar nuestra fortaleza, a la enfermedad para probar nuestra paciencia y a la muerte para que podamos ser un día inmortalizados y glorificados?

“Si todos los enfermos por quienes oramos fueran sanados, y todos los justos protegidos, y si todos los pecadores fueran destruidos, se anularía así todo el programa de nuestro Padre y se daría fin al principio más básico del Evangelio, el libre albedrío, y nadie tendría por qué vivir por la fe.

“Si al hacedor del bien se le recompensara inmediatamente con gozo, paz y todo lo que mereciera, entonces no existiría el mal —todos harían el bien, mas no por las razones justas. No habría, por ende, prueba de fortaleza, ni desarrollo del carácter, ni crecimiento y expansión de poderes, ni libre albedrío, sino únicamente controles satánicos” (véase La fe precede al milagro, 1983, pág. 96).

Job 38–39. Jehová responde las oraciones de Job

Jehová finalmente respondió las oraciones de Job; sin embargo, no pareció responder las preguntas que Job y sus amigos plantearon acerca del sufrimiento de Job, sino que le dio respuestas en la forma de más preguntas. Las preguntas del Señor nos dan perspectivas acerca de Su grandeza y acerca de la vida que son muy importantes para las personas que afrontan pruebas en su vida. En Job 38–39 se explica cómo Job podía tener más confianza en Jehová para confiar más plenamente en que sus pruebas serían para su beneficio.

Job 42. Cuando nos mantenemos fieles al Señor, Él nos bendecirá

El élder Paul V. Johnson, de los Setenta, enseñó cómo se ha bendecido a las personas como resultado de mantenerse fieles al Señor durante sus pruebas:

“Las pautas de las Escrituras y de la vida muestran que muchas veces las pruebas más oscuras y peligrosas preceden a acontecimientos extraordinarios y un crecimiento tremendo. ‘Tras mucha tribulación vienen las bendiciones’ [D. y C. 58:4]. Los hijos de Israel estaban atrapados contra el mar Rojo antes de que éste fuese dividido [véase Éxodo 14:5–30]. Nefi enfrentó peligros, la ira de sus hermanos y múltiples fracasos antes de obtener las planchas de bronce [véase 1 Nefi 3–4]. José Smith fue abrumado con un poder maligno tan fuerte que parecía estar destinado a una destrucción repentina; cuando estaba a punto de hundirse en la desesperación se esforzó por orar a Dios, y en ese preciso momento lo visitaron el Padre y el Hijo [véase José Smith—Historia 1:15–17]. Con frecuencia los que están investigando la Iglesia enfrentan oposición y tribulación al acercarse al bautismo. Las madres saben que la dificultad del parto precede el milagro del nacimiento. Una y otra vez vemos bendiciones maravillosas después de grandes pruebas” (“Más que vencedores por medio de aquel que nos amó”, Liahona, mayo de 2011, págs. 78–79).