Seminario
Lección 53: Éxodo 28–29, 31
anterior siguiente

Lección 53

Éxodo 28–29, 31 

Introducción

Mientras estuvo Moisés 40 días en el monte Sinaí, el Señor reveló la manera en la que Aarón y los sacerdotes había de ser consagrados, vestidos y ungidos para servir en el tabernáculo. El Señor prometió que Su presencia estaría con los israelitas si guardaban Sus leyes y ordenanzas. También recalcó la importancia de santificar el día de reposo y le entregó a Moisés dos tablas de piedra que contenían la ley.

Sugerencias para la enseñanza

Éxodo 28:1–43

El Señor explica la ropa que Aarón y los sacerdotes han de llevar para el servicio

Pregunte a los alumnos si alguna vez han llevado ropa con algún tipo de símbolo (tal como el logo de una marca comercial o de un equipo deportivo). Invítelos a inspeccionar el exterior de su ropa para buscar símbolos. Pida a algunos alumnos que muestren a la clase cualquier símbolo que hayan descubierto y que expliquen su significado si lo saben.

Recuerde a los alumnos que a menudo el Señor utiliza símbolos para enseñarnos o recordarnos las verdades del Evangelio. Las prendas de vestir se utilizan algunas veces como símbolos para ese propósito.

Explique que la ropa sagrada religiosa se ha utilizado simbólicamente desde que el Señor hizo “túnicas de pieles” para Adán y Eva antes de que fueran expulsados del Jardín de Edén (véase Génesis 3:21). Cuando Moisés estuvo en el monte Sinaí 40 días, el Señor le reveló detalles con respecto al tabernáculo así como la ropa sagrada que habían de llevar los sacerdotes que servirían en el tabernáculo.

Invite a un alumno a leer en voz alta Éxodo 28:1–3, y pida a la clase que siga la lectura en silencio para descubrir la bendición que el Señor dijo que se recibiría por el hecho de que Aarón llevara puesta una ropa especial. (Tal vez sea de ayuda explicar que la palabra consagrar significa dedicar a un propósito sagrado, como por ejemplo el servicio a Dios.)

  • Según el versículo 3, ¿cuál era el propósito de las vestiduras de Aarón? (Consagrarlo a él.)

Muestre la lámina Moisés confiere el Sacerdocio a Aarón (Libro de obras de arte del Evangelio, 2009, Nº. 15; véase también LDS.org). Pida a un alumno que lea Éxodo 28:4 en voz alta. Si lo desea, sugiera a los alumnos que encuentren y marquen la parte del versículo en la que se mencionan las diferentes prendas de ropa. Pregunte a algunos alumnos si pueden mencionar las distintas prendas de vestir en la lámina. (Si es necesario, señale que el efod es un delantal, representado por la parte azul de la ropa de Aarón en esa lámina, y la mitra es el gorro que tiene Aarón en las manos.)

Explique que el resto de Éxodo 28  nos describe los detalles de esa ropa y parte del simbolismo relacionado con dicha ropa. Para mostrar un ejemplo, señale el pectoral en la lámina.

  • ¿Cuantas piedras preciosas ven?

  • ¿Qué creen que representaban las 12 piedras?

Invite a un alumno a leer en voz alta Éxodo 28:21, 29, y pida a la clase que averigüe lo que representaban las 12 piedras. Invite a los alumnos a dar un informe de lo que encuentren. (Las 12 piedras representaban las 12 tribus de Israel.)

Explique que hoy en día nosotros también nos vestimos con ropa simbólica especial para realizar las ordenanzas del templo. Dicha ropa, incluido el gárment que recibimos en el templo, es sagrada y se debe tratar y hablar de ella con reverencia.

Éxodo 29:1–21

Aarón y los sacerdotes han de ser lavados, ungidos y vestidos con la santa vestidura

Lleve a la clase una cuchara u otro cubierto sucios. Muéstrela a los alumnos y pregunte a quién le gustaría usarla para comer su próxima comida.

  • ¿Qué se tendría que hacer con el cubierto antes de utilizarlo?

  • ¿Cómo se relaciona el cubierto con los sacerdotes que habían de ayudar al Señor en Su obra? (Ayude a los alumnos a entender que los procesos para llegar a ser físicamente limpio y ser ceremonialmente limpio eran diferentes. Aunque Dios quería que los sacerdotes fuesen limpios físicamente, su limpieza espiritual era más importante. Podría invitar a los alumnos a leer la entrada “Limpio e Inmundo” en la Guía para el Estudio de las Escrituras [escrituras.lds.org].)

Explique que el Señor describió la manera en la que los sacerdotes habían de ser purificados, consagrados y apartados en una ceremonia especial antes de dar comienzo a su servicio en el tabernáculo. Invite a los alumnos, a medida que estudian las instrucciones del Señor en Éxodo 29 , que busquen principios en cuanto a cómo pueden ser limpios y a cómo vivir más completamente alejados del pecado.

Si es posible, entregue a cada alumno una copia del siguiente volante. Invite a los alumnos a leer la referencia de las Escrituras de la primera columna y, en el espacio indicado, escriban una breve descripción de las instrucciones del Señor. Después pídales que escriban el número de la instrucción del Señor en la segunda columna, al lado de lo que ellos consideren que pueda ser su significado simbólico. Ya se les ha resuelto un ejemplo.

La instrucción del Señor

Significado simbólico

  1. Éxodo 29:4 Aarón y sus hijos son lavados con agua.

  2. Éxodo 29:5–6

  3. Éxodo 29:7

  4. Éxodo 29:15–16

Símbolo del sacrificio de Jesucristo

1 Símbolo de ser limpio

Símbolo del Espíritu Santo (esa sustancia se usó como combustible para suministrar luz)

Símbolo de estar apartado del mundo y preparado para las responsabilidades sagradas.

Tras unos minutos, invite a los alumnos a comparar sus respuestas. Después analicen las respuestas como clase. (El orden de las respuestas en la columna del significado simbólico es 4, 1, 3, 2.)

Explique que después de que se sacrificó el carnero, el siguiente paso de la ceremonia de purificación simbolizaba que los sacerdotes podían solicitar o acceder el poder purificador de la expiación de Jesucristo. Pida a un alumno que lea Éxodo 29:20–21.

  • ¿Qué mandó el Señor que hicieran los sacerdotes con la sangre del carnero después de que lo sacrificaron?

A fin de ayudar a los alumnos a entender el simbolismo de poner la sangre del carnero en la oreja, el pulgar y el dedo del pie derechos tal como se describe en los versículos 20–21 , escriba en la pizarra las palabras oír, actuar y andar. Pregunte a los alumnos cuál parte del cuerpo que se menciona en los versículos 20–21  se podría relacionar con cada una de las palabras que figuran en la pizarra (oír = oreja, actuar = pulgar, andar = dedo del pie).

  • ¿Qué podría demostrar al Señor lo que el sacerdote estaba dispuesto a hacer el colocar un símbolo de Jesucristo en la oreja, el pulgar y el dedo del pie del sacerdote? (El sacerdote lo escucharía y lo seguiría.)

  • Según el versículo 21 , ¿qué efecto tenía esa ceremonia en los sacerdotes? (Serían “santificados” o sea, hechos santos.)

  • ¿Qué creen que podemos aprender de esa ceremonia simbólica? (Los alumnos deben reconocer diversos principios, incluyendo alguno parecido a éste: Si aplicamos la sangre expiatoria de Jesucristo al escuchar la palabra del Señor, actuar conforme a ella y caminar por Sus sendas, seremos santificados. Escriba ese principio en la pizarra.)

Invite a los alumnos a meditar en la manera en que pueden demostrar al Señor que están dedicados y consagrados a seguirlo a Él.

Éxodo 29:22–46

El Señor revela ceremonias de sacrificio que preparen y santifiquen a Israel para estar en Su presencia

Para resumir Éxodo 29:22–42, explique que esos versículos describen además algunos de los sacrificios y procedimientos que consagraban y santificaban el tabernáculo, a los sacerdotes y a los hijos de Israel.

Recuerde a los alumnos las instrucciones del Señor de edificar un tabernáculo y su mobiliario, las cuales aprendieron en su estudio de Éxodo 25–27, 30. Señale que ahora los alumnos han aprendido que los sacerdotes habían de ser apartados para llevar a cabo sus deberes en el templo. Invite a un alumno a leer en voz alta Éxodo 29:43–46, y pida a la clase que siga la lectura en silencio para determinar lo que el Señor dijo que haría si los israelitas seguían fielmente Sus instrucciones de construir el tabernáculo y realizar las ordenanzas en él.

  • Según los versículos 43–46, ¿qué bendiciones se prometieron a los israelitas? (Dios se reuniría con los hijos de Israel en el tabernáculo, santificaría el tabernáculo y a los sacerdotes, moraría entre los israelitas, sería Su Dios y ellos sabrían que Él es el Señor su Dios.)

  • ¿Qué podemos aprender en esos capítulos y versículos acerca del propósito de los templos y de las ordenanzas? (Los alumnos podrán reconocer diversas doctrinas y principios, entre ellos la siguiente verdad: El templo y sus ordenanzas nos preparan para estar en la presencia de Dios.)

  • ¿En qué manera la preparación de Aarón y de sus hijos para trabajar en el tabernáculo se relaciona con nuestra propia preparación para participar en las ordenanzas del templo?

Éxodo 31:1–11

El Señor inspira a los artesanos para crear el tabernáculo y su mobiliario y la ropa de los sacerdotes

Para resumir Éxodo 31:1–11, explique que el Señor había preparado a ciertas personas con el fin de que construyeran el tabernáculo y su mobiliario y confeccionaran la ropa de los sacerdotes. El Señor le dijo a Moisés que había llenado a esa gente con el Espíritu de Dios para que pudieran efectuar dichas tareas.

Éxodo 31:12–18

El Señor enseña acerca del día de reposo y le da a Moisés las tablas de piedra

Explique que el Señor a menudo utiliza señales o símbolos para recordar a Sus hijos las promesas que le han hecho y las que Él les ha hecho a ellos. Invite a un alumno a leer en voz alta Éxodo 31:13, y pida a la clase que siga la lectura en silencio para encontrar una señal que Dios utiliza para recordarnos nuestra relación con Él y Su promesa de santificarnos.

  • Según el versículo 13 , ¿cuál es la señal de que Dios es el Señor que nos santifica?

  • ¿Cómo el santificar el día de reposo nos ayuda a permanecer limpios y a estar apartados de las cosas del mundo? (Si el tiempo lo permite, podría pedir a los alumnos que repasen las Escrituras que se enumeran en la Guía para el Estudio de las Escrituras en la entrada “Día de reposo”.)

Invite a un alumno que lea en voz alta Éxodo 31:14–17, y pida a la clase que siga la lectura en silencio para buscar algo que nos indique lo sumamente importante que es para el Señor el asunto de santificar el día de reposo. Pídales que den un informe de lo que encuentren.

Pida a los alumnos que consulten el volante “Las experiencias de Moisés e Israel con Jehová en el monte Sinaí” (véase lección 48). (En el apéndice de este manual hay una versión completa de ese volante.) Explique que antes de que el Señor concluyese Su revelación a Moisés en el monte Sinaí, le dio un recordatorio adicional de Su ley y Su convenio con Israel. Pida a un alumno que lea en voz alta Éxodo 31:18, e invite a la clase a seguir la lectura en silencio para saber lo que el Señor le dio a Moisés.

  • ¿Qué le dio Dios a Moisés? (Dos tablas de piedra que contenían Su ley.)

Invite a los alumnos a que anoten en la línea 9 del volante Dios escribe Su ley en tablas de piedra.

Si lo desea, para concluir comparta su testimonio de las verdades que se enseñaron en esta lección.

Comentarios e información de contexto

Éxodo 29:22–46. El templo y sus ordenanzas nos preparan para estar en la presencia de Dios

El presidente Ezra Taft Benson nos enseñó acerca de cómo el sacerdocio y el templo nos preparan para entrar en la presencia de Dios:

“El profeta José Smith dijo que Adán bendijo a todos los de su posteridad porque ‘quería llevarlos a la presencia de Dios’ [Enseñanzas de los Presidentes de la Iglesia: José Smith, 2007,  pág.110].

“He aquí un explicativo pasaje de la sección 107 de Doctrina y Convenios que nos dice cómo podría Adán llevar a los justos de su posteridad, junto con él mismo, a la presencia de Dios: 

“‘El orden de este sacerdocio se confirmó para descender de padre a hijo; y por derecho pertenece a los descendientes literales del linaje escogido, al cual se hicieron las promesas.

“‘Este orden se instituyó en los días de Adán, y descendió por linaje… de que su posteridad sería la …elegida del Señor, y que sería preservada hasta el fin de la tierra’. (D. y C. 107:40–42; cursiva agregada.)

“¿Cómo llevaría Adán a sus descendientes a la presencia del Señor?

“La respuesta: Adán y sus descendientes entraron en el orden del sacerdocio de Dios. Hoy en día, diríamos que fueron a la Casa del Señor a recibir sus bendiciones” (véase “Lo que espero enseñéis a vuestros hijos acerca del templo”, Liahona, abril/mayo de 1986, pág. 4). 

Éxodo 28:36. “Santidad al Señor”

El élder Russell M. Nelson, del Cuórum de los Doce Apóstoles, explicó el significado de las palabras “santidad al Señor”: 

“En cada templo están inscritas las palabras ‘Santidad al Señor’ [véase Éxodo 28:36; 39:30; Salmos 93:5]. Esta declaración designa el carácter sagrado tanto del templo como de sus propósitos. Quienes van al templo también deben poseer el atributo de la santidad [véase Éxodo 19:5–6]. Así como los templos están preparados para las personas, las personas necesitan prepararse para el templo” (“Preparémonos para las bendiciones del templo”, Liahona, octubre de 2010, pág. 41).

Éxodo 29:1–21. ¿Qué significa ser apartado?

El presidente Spencer W. Kimball explicó lo que significa ser apartado: 

“El ser apartado se puede tomar en el sentido literal de la palabra; se aparta del pecado, lejos de lo carnal; lejos de todo lo degradante, bajo, malicioso, ordinario o vulgar; se aparta del mundo para estar en un plano más elevado de pensamiento y acción” (The Teachings of Spencer W. Kimball, editado por Edward L. Kimball, 1982, pág. 478).

Comentarios e información de contexto

Éxodo 29:22–46. El templo y sus ordenanzas nos preparan para estar en la presencia de Dios

El presidente Ezra Taft Benson nos enseñó acerca de cómo el sacerdocio y el templo nos preparan para entrar en la presencia de Dios:

“El profeta José Smith dijo que Adán bendijo a todos los de su posteridad porque ‘quería llevarlos a la presencia de Dios’ [Enseñanzas de los Presidentes de la Iglesia: José Smith, 2007,  pág.110].

“He aquí un explicativo pasaje de la sección 107 de Doctrina y Convenios que nos dice cómo podría Adán llevar a los justos de su posteridad, junto con él mismo, a la presencia de Dios:

“‘El orden de este sacerdocio se confirmó para descender de padre a hijo; y por derecho pertenece a los descendientes literales del linaje escogido, al cual se hicieron las promesas.

“‘Este orden se instituyó en los días de Adán, y descendió por linaje… de que su posteridad sería la elegida del Señor, y que sería preservada hasta el fin de la tierra’. (D. y C. 107:40–42; cursiva agregada.)

“¿Cómo llevaría Adán a sus descendientes a la presencia del Señor?

“La respuesta: Adán y sus descendientes entraron en el orden del sacerdocio de Dios. Hoy en día, diríamos que fueron a la Casa del Señor a recibir sus bendiciones” (véase “Lo que espero enseñéis a vuestros hijos acerca del templo”, Liahona, abril/mayo de 1986, pág. 4).

Éxodo 28:36. “Santidad al Señor”

El élder Russell M. Nelson, del Quórum de los Doce Apóstoles, explicó el significado de las palabras “santidad al Señor”:

“En cada templo están inscritas las palabras ‘Santidad al Señor’ [véase Éxodo 28:36; 39:30; Salmos 93:5]. Esta declaración designa el carácter sagrado tanto del templo como de sus propósitos. Quienes van al templo también deben poseer el atributo de la santidad [véase Éxodo 19:5–6]. Así como los templos están preparados para las personas, las personas necesitan prepararse para el templo” (“Preparémonos para las bendiciones del templo”, Liahona, octubre de 2010, pág. 41).

Éxodo 29:1–21. ¿Qué significa ser apartado?

El presidente Spencer W. Kimball explicó lo que significa ser apartado:

“El ser apartado se puede tomar en el sentido literal de la palabra; se aparta del pecado, lejos de lo carnal; lejos de todo lo degradante, bajo, malicioso, ordinario o vulgar; se aparta del mundo para estar en un plano más elevado de pensamiento y acción” (The Teachings of Spencer W. Kimball, editado por Edward L. Kimball, 1982, pág. 478).