Seminario
Lección 140: Ezequiel 4–32
anterior siguiente

Lección 140

Ezequiel 4–32

Introducción

Jesucristo mandó a Ezequiel que enseñara a los judíos en cautiverio usando ejemplos que simbolizaban el juicio de Dios sobre la ciudad de Jerusalén. Por medio de Ezequiel, Jehová reprendió a los israelitas descarriados y les suplicó que se arrepintieran de sus hechos inicuos. Ezequiel también habló en contra de la iniquidad de las naciones alrededor de Israel y profetizó su destrucción.

Sugerencias para la enseñanza

Ezequiel 4–17, 19–24

Ezequiel profetiza la destrucción de Jerusalén y el esparcimiento y recogimiento de Israel

Invite a los alumnos a pensar en alguien con quien tengan una buena relación.

  • ¿Qué ha fortalecido esa relación?

  • ¿Es posible tener una relación fuerte con alguien que no conozcan bien? ¿Por qué o por qué no?

Pida a los alumnos que consideren cómo son actualmente sus relaciones con nuestro Padre Celestial y Jesucristo. Conforme los alumnos estudien Ezequiel 4–24, invíteles a averiguar cómo Jesucristo nos ayuda a fortalecer nuestra relación con Él.

Explique que Jehová le mostró a Ezequiel en una visión cómo los hijos de Israel se habían separado de Él a través de su idolatría e iniquidad. Ezequiel profetizó lo que le sucedería a Israel en el futuro.

Entregue a los alumnos copias de la siguiente tabla o escriba la información en la pizarra.

Referencia de las Escrituras

¿Qué les pasaría a los israelitas?

¿Qué aprenderían los israelitas como resultado?

Ezequiel 6:1–7

Ezequiel 6:8–10

Ezequiel 12:15–20

Ezequiel 16:60–63

Ezequiel 20:41–44

Divida los alumnos en cinco grupos, y asigne a cada grupo uno de los siguientes bloques de Escrituras. (Si la clase es pequeña, tal vez desee dividir a los alumnos en menos grupos y asignar a cada grupo más de un bloque de Escrituras. Invite a los alumnos a leer los pasajes asignados en su grupo y a buscar lo que les sucedería a los israelitas y lo que éstos aprenderían como resultado. Pídales que escriban en sus tablas lo que encuentren. Concédales suficiente tiempo y después invite a un alumno de cada grupo a informar a la clase lo que encontraron. Dígales que llenen el resto de la tabla o que completen la tabla juntos en la pizarra conforme los alumnos den su informe.

  • ¿Cómo resumirían ustedes lo que Jehová quería que supieran los israelitas como resultado de lo que les sucedería? (Después que los alumnos respondan, escriba la siguiente verdad en la pizarra: El Señor nos brinda oportunidades de saber que Él es el único Dios verdadero).

Explique que la frase “sabréis que yo soy Jehová” o variaciones de ella se mencionan más de 45 veces en Ezequiel 4–32.

  • ¿Por qué piensan que era importante que el pueblo reconociera a Jehová como el único Dios verdadero?

Invite a un alumno a leer en voz alta Ezequiel 14:11, y pida a la clase que siga la lectura en silencio para conocer uno de los propósitos de Jehová al castigar a Israel.

  • Según el versículo 11, ¿cuál era uno de los propósitos de Jehová al castigar a Israel? (Después que los alumnos respondan, agregue a la verdad que escribió en la pizarra de manera que diga: El Señor nos brinda oportunidades de saber que Él es el único Dios verdadero y de acercarnos más a Él).

  • ¿Qué ha ayudado a que fortalezcan su testimonio de nuestro Padre Celestial y de Jesucristo?

  • ¿Qué les ha ayudado a acercarse más a Ellos?

Ezequiel 18

Jesucristo le enseña a Ezequiel que todas las personas serán castigadas por sus propios pecados

Invite a los alumnos a imaginarse que están conversando con dos de sus amigos(as). Un(a) amigo(a) le dice al (a la) otro(a): “Si mis padres fueran activos y firmes en la Iglesia, como los tuyos, probablemente sería una mejor persona y no haría algunas de las cosas que hago. Pero mis padres no son activos, y no esperan que yo viva todas las normas de la Iglesia, así que no lo hago”.

  • ¿Qué le dirían a ese(a) amigo(a)?

Invite a los alumnos a buscar principios conforme estudian Ezequiel 18 que les permitan entender mejor lo que nuestro Padre Celestial espera de ellos, sin importar el nivel de actividad de su familia en la Iglesia.

Invite a un alumno a leer en voz alta Ezequiel 18:1–3, y pida a la clase que siga la lectura en silencio para buscar un proverbio israelita al que se refirió Jehová.

Explique que la mención de padres que comen uvas agrias e hijos a los que les da dentera, o dientes destemplados, se refiere a la creencia de los israelitas de que sus castigos eran resultado de los pecados de sus padres, simbolizados por las uvas agrias. Los hijos de Israel justificaban sus pecados al afirmar que sus padres no les habían enseñado debidamente los caminos de Dios ni habían establecido un ambiente en el cual pudieran ser fieles a Sus mandamientos.

  • Según el versículo 3, ¿qué le dijo Jehová a Israel en cuanto a esa excusa?

Explique que en Ezequiel 18:4–18 leemos que Jehová usó el caso de un hombre, su hijo y su nieto que ilustra por qué los israelitas no podían culpar a los padres por sus pecados. Para resumir los versículos 4–8, explique que Jehová describió a un hombre justo y recto.

Invite a los alumnos a pasar la vista rápidamente por Ezequiel 18:9 en silencio en busca de lo que Jehová dijo que le sucedería a ese hombre recto.

  • ¿Qué dijo Jehová que le sucedería a ese hombre? (Explique que la frase “éste ciertamente vivirá” se refiere a vivir, con el tiempo, en la presencia de Dios).

Invite a varios alumnos a turnarse para leer en voz alta Ezequiel 18:10–13, y pida a la clase que siga la lectura en silencio para buscar una descripción del hijo del hombre recto.

  • ¿Qué clase de hombre era el hijo? (Explique que en el versículo 13, la frase “ciertamente morirá” se refiere a quedar excluido de la presencia de Dios, y la mención de la sangre se refiere a la responsabilidad por los pecados del hombre).

  • ¿Qué piensan que quiso decir Jehová cuando dijo: “su sangre será sobre él”?

  • ¿Qué ejemplos conocen de personas de las Escrituras que fueron inicuas a pesar de haber tenido padres rectos? (Algunas respuestas posibles serían Caín, Lamán y Lemuel).

Invite a varios alumnos a turnarse para leer en voz alta Ezequiel 18:14–18, y pida a la clase que siga la lectura en silencio para averiguar cómo describió Jehová al hijo del hombre inicuo.

  • ¿Cómo describió Jehová al hijo del hombre inicuo?

  • ¿Qué ejemplos conoces de personas en las Escrituras que hayan vivido con rectitud a pesar de haber tenido padres inicuos? (Algunas respuestas podrían ser Abraham, el rey Ezequías y el rey Limhi).

  • ¿Qué principio aprendemos del hijo del hombre inicuo? (Es posible que los alumnos usen otras palabras, pero ayúdeles a reconocer un principio similar al siguiente: Podemos elegir vivir rectamente sin importar nuestras circunstancias ni las decisiones de los que nos rodean. Utilizando las palabras de los alumnos, escriba esa verdad en la pizarra. Invite a los alumnos a considerar escribirla en su ejemplar de las Escrituras).

Invite a los alumnos a leer Ezequiel 18:19–20 en silencio en busca de un principio más que Israel podía aprender de esa parábola.

  • ¿Qué piensan que significa la frase “el hijo no llevará la iniquidad del padre, ni el padre llevará la iniquidad del hijo” (versículo 20)? (Aunque los alumnos utilicen otras palabras, asegúrese de que quede claro que Dios nos tendrá por responsables de nuestras propias decisiones. Escriba esa verdad en la pizarra).

  • ¿Por qué creen que los hijos de Israel necesitaban entender esa verdad?

Para ayudar a los alumnos a entender las verdades que encontraron en Ezequiel 18, invite a un alumno a leer en voz alta la siguiente cita de Para la Fortaleza de la Juventud:

“El Padre Celestial te ha dado el albedrío, la habilidad de elegir entre el bien y el mal, y de actuar por ti mismo(a). Después de la dádiva de la vida misma, el derecho de dirigirla es uno de los dones más grandes que Dios te ha dado. Mientras estés en la tierra, se te probará para ver si utilizarás tu albedrío para demostrar tu amor por Dios al guardar Sus mandamientos…

“Tú eres responsable de las elecciones que hagas. Dios te tiene presente y te ayudará a tomar buenas decisiones, aun cuando tu familia y amigos utilicen su albedrío en forma equivocada. Debes tener la valentía moral de permanecer firme en tu obediencia a la voluntad de Dios, aun cuando tengas que permanecer solo. Al hacerlo, darás el ejemplo que otras personas pueden seguir” (folleto, 2011, pág. 2).

  • ¿Qué nos ha dado Dios para guiarnos a tomar decisiones correctas?

  • ¿Cómo les ha ayudado Dios o alguna persona que conozcan a tomar buenas decisiones aun cuando la familia y los amigos hayan usado su albedrío en forma incorrecta?

Podría compartir su testimonio de que Dios nos tendrá por responsables de nuestras propias decisiones y que a pesar de nuestras circunstancias y las decisiones de otras personas, podemos elegir vivir con rectitud.

Escriba la siguiente pregunta en la pizarra: ¿Qué decisiones puedo tomar ahora que me ayuden a vivir rectamente aunque las personas que me rodean no lo hagan? Invite a los alumnos a contestar esa pregunta en su cuaderno de apuntes o en su diario de estudio de las Escrituras. Después de haberles dado suficiente tiempo, invite a varios alumnos a compartir con la clase lo que escribieron.

Pida a los alumnos que lean en silencio Ezequiel 18:21–22 para conocer el mensaje de Jehová a los que se apartan de su iniquidad.

  • ¿Cuál es el mensaje de Jehová a los que se apartan de su iniquidad?

Para resumir Ezequiel 18:24–32, explique que Jehová enseñó que los justos que se aparten de Él y cometan pecado sin arrepentirse no serán salvos. Jehová llamó a Su pueblo a desechar sus pecados y hacerse “un corazón nuevo y un espíritu nuevo” (Ezequiel 18:31).

(Nota: Muchas de las enseñanzas que se encuentran en Ezequiel 18:21–32 se repiten en Ezequiel 33:10–20 y se tratarán con más detalle en la próxima lección).

Ezequiel 25–32

Ezequiel profetiza la destrucción de naciones extranjeras

Para resumir Ezequiel 25–32, explique que Ezequiel profetizó la destrucción de las naciones inicuas que rodeaban a Israel.

Para concluir, invite a los alumnos a testificar sobre las verdades de esta lección que sean más significativas para ellos.

Comentarios e información de contexto

Ezequiel 18:2. “Los padres comieron las uvas agrias, y a los hijos les da dentera”

Aunque todos somos libres de ejercer nuestro albedrío y escoger por nosotros mismos, el papel de los padres en la crianza recta de los hijos es extremadamente importante para que los hijos aprendan a usar su albedrío con rectitud. El élder Neal A. Maxwell, del Quórum de los Doce Apóstoles, enseñó acerca de la importancia de que los padres críen a los hijos con rectitud:

“Todos tenemos la libertad de escoger, desde luego, y no querríamos que fuera de ninguna otra manera, pero, lamentablemente, cuando algunos escogen la indiferencia, no sólo escogen para sí mismos, sino también para la generación que sigue y aun para la otra. ¡Las pequeñas ambigüedades de los padres pueden producir grandes extravíos en los hijos! Las generaciones anteriores de una familia pueden haber manifestado dedicación, pero algunos de la generación actual manifiestan ambigüedad. Es triste, pero algunos de la próxima generación tal vez manifiesten disensión al seguir su curso esta erosión” (“Resolved esto en vuestros corazones”, Liahona, enero de 1993, pág. 73).