Seminario
Lección 107: Job 1–16
anterior siguiente

Lección 107

Job 1–16

Introducción

Job, un hombre recto y temeroso de Dios, afrontó pruebas y aflicciones severas. Perdió todos sus bienes, sus hijos murieron y tuvo gran sufrimiento físico. En medio de su sufrimiento, lo visitaron tres amigos. Aunque los amigos de Job tenían la intención de consolarlo, lo acusaron de transgredir.

Sugerencias para la enseñanza

Job 1:1–2:10

Job padece la pérdida de sus posesiones e hijos y es herido con sarna

Invite a los alumnos a meditar en las siguientes preguntas:

  • Generalmente, ¿cómo reaccionan cuando les ocurre algo malo?

  • ¿Cómo reaccionarían si algo malo les ocurriera y no hubieran hecho nada para merecerlo?

Explique que el libro de Job habla de un hombre que vivió pruebas y aflicciones severas. Algunos se han preguntado si Job fue un personaje ficticio, pero tanto las Escrituras antiguas como la revelación de los últimos días aclaran que Job fue una persona real que pasó por un sufrimiento muy real (véase Ezequiel 14:14, 20; Santiago 5:11; D. y C. 121:10). A medida que los alumnos estudien Job 1–16, invítelos a localizar principios que les sean de ayuda cuando ellos o las personas que les rodean afronten pruebas.

Invite a un alumno a leer en voz alta Job 1:1–3, y pida a la clase que siga la lectura en silencio para buscar palabras y frases que describan a Job.

  • ¿Qué palabras o frases hallaron que describen a Job? (Si lo desea, aclare que la palabra perfecto, en el versículo 1, no significa que Job no tuviera pecado, sino que implica que Job guardaba fielmente los mandamientos de Dios. Aquellos que guarden los mandamientos y perseveren hasta el fin finalmente llegarán a ser perfectos por medio de la Expiación de Jesucristo).

Explique que Job 1:6–12 contiene una interpretación poética de una conversación entre Jehová y Satanás, quién se convirtió en el adversario de la humanidad tras su rebelión durante el concilio de los cielos (véase Moisés 4:1–4; Guía para el Estudio de las Escrituras, “Diablo”; escrituras.lds.org). (Posiblemente quiera hacer saber a los alumnos que satanás es una palabra hebrea que significa “adversario”; esos versículos en Job 1 usan la forma hassatan, que significa “el adversario”, lo cual describe la función del diablo aquí). Pida a tres alumnos que lean Job 1:6–12 en voz alta; asigne a uno de ellos que lea las palabras del narrador, otro las de Jehová y el tercero las de Satanás. Invite a la clase a seguir la lectura en silencio y a buscar lo que Satanás afirmaba acerca de Job.

  • De acuerdo con los versículos 9–10, ¿qué afirmaba Satanás acerca de Job? (Satanás afirmaba que Job temía o adoraba a Jehová únicamente a causa de que Jehová lo había protegido y bendecido).

  • De acuerdo con el versículo 11, ¿qué afirmaba Satanás que haría Job si Jehová le retiraba Su protección y bendiciones? (Satanás afirmaba que Job maldeciría a Jehová).

  • De acuerdo con el versículo 12, ¿qué permitió Jehová que hiciera Satanás? ¿Qué limites fijó Jehová en el poder de Satanás para probar a Job? (A Satanás se le permitió afligir todo lo que Job tenía, pero no se le permitió dañar a Job).

Señale que al contrario del relato en Job 1:6–12 (y a un relato similar en Job 2:1–6), Jehová en realidad no hace tratos con Satanás. Las conversaciones entre Jehová y Satanás en el libro de Job se presentan en una narrativa poética que recalca el papel de Satanás como nuestro adversario. En realidad, el Señor tiene poder sobre Satanás y no tiene necesidad de negociar con él.

Pida a un alumno que lea Job 1:13–19 en voz alta, e invite a la clase a seguir la lectura en silencio para averiguar todo lo que Job perdió.

  • Si ustedes fueran Job, ¿qué sentimientos o preguntas tendrían tras haberles ocurrido esas cosas?

Invite a un alumno a leer en voz alta Job 1:20–22, y pida a la clase que siga la lectura en silencio y que averigüe cómo reaccionó Job ante esas pruebas.

  • ¿Cómo demostró Job su fe en Dios durante esas pruebas?

  • ¿Qué principio aprendemos del ejemplo de Job al afrontar esas pruebas? (Es posible que los alumnos usen otras palabras, pero asegúrese de que reconozcan el siguiente principio: Podemos elegir tener fe en Dios incluso en medio de nuestras pruebas. Usando las palabras de los alumnos, escriba ese principio en la pizarra).

Para resumir Job 2:1–2, explique que esos versículos presentan otra interpretación poética de una conversación entre Jehová y Satanás. Pida a tres alumnos que lean Job 2:3–6 en voz alta; asigne a uno de ellos que lea las palabras del narrador, otro las de Jehová y el tercero las de Satanás. Invite a la clase a seguir la lectura en silencio para saber lo que Jehová y Satanás dijeron acerca de Job.

  • De acuerdo con el versículo 3, ¿qué dijo Jehová acerca de Job?

  • ¿Qué afirmó Satanás acerca de Job? (Satanás afirmó que si se afligía físicamente a Job, éste maldeciría a Jehová).

  • ¿Qué permitió Jehová que hiciera Satanás? (Afligir físicamente a Job pero no matarlo).

Pida a un alumno que lea en voz alta Job 2:7–9, e invite a la clase a seguir la lectura en silencio en busca de lo que le ocurrió entonces a Job.

  • ¿Cómo fue afligido Job en esa ocasión? ¿Qué es la sarna? (La sarna es una enfermedad muy dolorosa de la piel).

Si lo desea, explique que la teja a la que se refiere era un pedazo de cerámica rota. Job la usaba para tratar de raspar su piel enferma.

  • La esposa de Job, ¿qué lo alentó a hacer?

  • ¿Cómo podríamos vernos tentados a maldecir a Dios o culparlo y alejarnos de Él durante nuestras pruebas?

Invite a un alumno a leer en voz alta Job 2:10, y pida a la clase que siga la lectura en silencio para averiguar cómo reaccionó Job ante las aflicciones que padecía.

  • ¿Cómo siguió Job mostrando fe en Dios durante sus pruebas?

Remítase al principio que anotó anteriormente en la pizarra. A fin de ayudar a los alumnos a sentir la veracidad y la importancia de ese principio, pregunte:

  • ¿Qué podemos hacer para mostrar fe en Dios durante nuestras pruebas?

  • ¿A quién admiran por haber elegido tener fe en Dios durante las pruebas? ¿Cómo mostró esa persona fe en Dios?

Job 2:11–16:22

Job y tres amigos hablan de la razón por la que quizás le hayan sobrevenido los infortunios

Pida a los alumnos que consideren si en un momento de dificultad han contado con la ayuda de algún amigo.

Para resumir Job 2:11–13, explique que Elifaz, Bildad y Zofar, tres de los amigos de Job, fueron a consolarlo durante sus aflicciones. Job les expresó a sus amigos algunos de sus pensamientos y sentimientos. Invite a algunos alumnos que se turnen para leer en voz alta Job 3:1–4, 25; 6:1–3, y pida a la clase que siga la lectura en silencio para averiguar los pensamientos y sentimientos que Job tuvo a causa de sus pruebas.

  • ¿Qué pensamientos y sentimientos tuvo Job a causa de sus pruebas?

Para resumir Job 4–16, explique que cada uno de los amigos de Job expresó su opinión de que las aflicciones de Job habían venido sobre él a causa de algo malo que él había hecho. Escriba los siguientes nombres y referencias en la pizarra:

Elifaz: Job 4:7–9; 15:4–6

Bildad: Job 8:1–6, 20

Zofar: Job 11:1–6

Divida la clase en tres grupos. Asigne a cada grupo que estudie las palabras de uno de los amigos de Job en las referencias de las Escrituras que usted escribió en la pizarra. Pida a los alumnos que busquen frases que indiquen por qué cada uno de los amigos creía que Job se merecía sus aflicciones. Pida a cada grupo que dé un informe de lo que encuentre.

  • Según lo que hemos aprendido acerca de Job, ¿le sobrevinieron a él las aflicciones a causa del pecado? (No).

  • De la experiencia de Job, ¿qué verdades aprendemos acerca de las pruebas y dificultades? (Es posible que los alumnos den distintas respuestas, pero asegúrese de que reconozcan la siguiente verdad: Las pruebas y las dificultades sobrevienen tanto a los justos como a los inicuos).

  • ¿Por qué piensan que es importante saber que las pruebas y dificultades sobrevienen tanto a los justos como a los inicuos?

Invite a un alumno a leer en voz alta Job 10:2, 15, y explique que esos versículos registran que Job dijo que no sabía por qué le habían sobrevenido esas aflicciones. Escriba la siguiente declaración incompleta en la pizarra: A pesar de que posiblemente no conozcamos la razón de nuestras pruebas, podemos…

Al continuar los alumnos estudiando las palabras de Job, invítelos a meditar acerca de cómo podrían completar esa declaración. Pida a un alumno que lea Job 13:13–16 en voz alta, e invite a la clase a seguir la lectura en silencio para conocer lo que Job dijo que haría sin importar lo que le sucediera.

  • ¿Qué dijo Job que haría sin importar lo que le sucediera? (Confiar en Jehová).

  • De acuerdo con el ejemplo de Job, ¿cómo completarían la declaración de la pizarra? (Usando las palabras de los alumnos, complete el principio de manera tal que transmita la siguiente verdad: A pesar de que posiblemente no conozcamos la razón de nuestras pruebas, debemos seguir confiando en el Señor).

A fin de ayudar a los alumnos a comprender ese principio, invite a un alumno a leer en voz alta las siguientes palabras del élder Richard G. Scott, del Quórum de los Doce Apóstoles. (Si lo desea, entregue copias de la cita a los alumnos). Invite al resto de los alumnos a seguir la lectura en silencio para conocer lo que puede impedir que confiemos en el Señor y lo que podemos hacer para confiar en Él.

Scott, Richard G.

“Cuando enfrentas la adversidad, quizás sientas la inclinación a hacer muchas preguntas, algunas buenas, otras no. El preguntar ‘¿Por qué tiene que pasarme esto?, ¿Por qué tengo que sufrir?, ¿Qué hice para merecerlo?’, te llevará a callejones sin salida. No es bueno hacer preguntas que impliquen oposición a la voluntad de Dios. Es mejor preguntarse: ‘¿Qué debo hacer? ¿Qué aprenderé con esto? ¿Qué puedo cambiar? ¿A quién debo ayudar? ¿Estoy dispuesto a recordar mis muchas bendiciones en medio de la prueba?’ …

“Esta vida es una experiencia de profunda confianza en Jesucristo, en Sus enseñanzas y en nuestra capacidad, guiados por el Santo Espíritu, para obedecer… Confiar quiere decir obedecer voluntariamente desde el principio sin conocer el fin (véase Proverbios 3:5–7). Para producir fruto, tu confianza en el Señor debe ser más fuerte y duradera que la que tengas en tus propias ideas y experiencia” (véase “La confianza en el Señor”, Liahona, enero de 1996, pág. 18).

  • De acuerdo con el élder Scott, ¿cuáles son algunos ejemplos de preguntas que nos podemos hacer durante tiempos difíciles o pruebas, las cuales nos ayuden a cultivar mayor confianza en el Señor?

Pida a los alumnos que mediten nuevamente en la declaración del élder Scott y que consideren lo que harán para mostrar su confianza en el Señor. Quizá desee invitar a algunos alumnos a compartir lo que vayan a hacer para mostrar su confianza en el Señor.

Si lo desea, para concluir la lección, testifique del amor que el Señor tiene por todos nosotros. Invite a los alumnos a actuar conforme a la inspiración que han recibido de poner su fe y confianza en el Señor.

Comentarios e información de contexto

Job 1:1. “…era este hombre perfecto”

El élder Russell M. Nelson, del Quórum de los Doce Apóstoles, dio esta perspectiva del significado de la palabra perfecto:

“En Mateo 5:48, el término perfectos fue traducido del griego teleios, que significa ‘completo’… La forma infinitiva del verbo es teleiono, que quiere decir ‘llegar a un punto distante, estar completamente desarrollado, consumar o terminar’. Sírvanse notar que la palabra no implica ‘sin errores’, sino ‘alcanzar un objetivo distante’” (“La inminencia de la perfección”, Liahona, enero de 1996, pág. 100).

Job 2:6. “Y Jehová dijo a Satanás: He aquí, él está en tus manos”

Mientras seamos fieles al Señor, Él nunca permitirá que Satanás nos tiente o pruebe más de los que seamos capaces de soportar (véase 1 Corintios 10:13).

El presidente James E. Faust, de la Primera Presidencia, afirmó:

“Es posible que la capacidad de resistir a Satanás sea mayor de lo que pensamos. El profeta José Smith enseñó: ‘Todos los seres dotados de un cuerpo tienen poder sobre aquellos que no tienen cuerpo. El diablo sólo tiene poder sobre nosotros en la medida en que se lo permitamos. En cuanto nos rebelamos ante algo que viene de Dios, el diablo adquiere poder’ (The Words of Joseph Smith, ed. Andrew F. Ehat y Lyndon W. Cook, 1980, pág. 60).

“También afirmó: ‘Los malos espíritus están sometidos a limitaciones, barreras y leyes que los gobiernan’ (History of the Church, tomo IV, pág. 576). Así que Satanás y sus ángeles no son todopoderosos” (“Las fuerzas que nos salvarán”, Liahona, enero de 2007, pág. 6).

Job 2–18. Resúmenes de selecciones del libro de Job

La naturaleza poética de los escritos en Job puede entorpecer el encontrar el mensaje del libro. Los resúmenes que se presentan a continuación pueden ayudarles a entender los siguientes pasajes.

Job 3:1–11. Job lamenta sus aflicciones y se pregunta si hubiera sido mejor nunca haber nacido.

Job 4:7–9; 15:1–6. Elifaz declara que Dios no castiga a los justos ; Job debe confesar sus pecados.

Job 8:6, 20; 18:1–5. Bildad afirma que Dios, quien es justo, no castiga a los inocentes; Job debe admitir que pecó.

Job 16:2. “…consoladores molestos sois todos vosotros”

Aunque la intención de los amigos de Job era consolarlo, sus apresurados juicios con respecto a la razón de su sufrimiento hicieron peor su desdicha. El presidente Dieter F. Uchtdorf, de la Primera Presidencia, enseñó:

“Como cristianos, es indigno de nosotros pensar que los que sufren se merecen su sufrimiento… nuestro Salvador voluntariamente tomó sobre Sí el dolor, la enfermedad y el sufrimiento de todos, incluso los que parecemos merecer nuestro sufrimiento.

“En el libro de Proverbios leemos que ‘en todo tiempo ama un amigo, y el hermano nace para el tiempo de angustia’. Amemos en todo momento y, en especial, tendamos una mano a nuestros hermanos y hermanas durante épocas de angustia” (“Ustedes son Mis manos”, Liahona, mayo de 2010, pág. 69).