Seminario
Lección 101: 2 Reyes 21–25
anterior siguiente

Lección 101

2 Reyes 21–25

Introducción

Bajo el reinado de los reyes Manasés y Amón, el reino de Judá se vio envuelto en prácticas inicuas de idolatría. Cuando Josías llegó a ser rey, usó el libro de la ley para llamar al pueblo al arrepentimiento. Tras la muerte de Josías en batalla, los cuatro reyes que lo sucedieron volvieron a llevar a Judá a la iniquidad. Bajo el reinado de Sedequías, Jerusalén fue destruida y el pueblo fue reducido al cautiverio en Babilonia.

Sugerencias para la enseñanza

2 Reyes 21:1–23:25

Después de que Manasés y Amón reinan con iniquidad, Josías ayuda al pueblo de Judá a volver al Señor

Invite a los alumnos a escribir en su cuaderno de apuntes o en su diario de estudio de las Escrituras una lista de cinco a diez personas con las que más tiempo pasan. Invítelos a pensar cómo pueden influir en ellos las personas de su lista. Pida también a los alumnos que piensen en la influencia que ellos pueden tener en las personas de su lista.

A medida que estudian 2 Reyes 21–23, invite a los alumnos a buscar principios que los ayuden a entender cómo sus decisiones pueden afectar la vida de otras personas.

Invite a varios alumnos a turnarse para leer 2 Reyes 21:1–9 en voz alta, y pida a la clase que siga la lectura en silencio para buscar maneras en que Manasés, hijo del rey Ezequías, influyó en el pueblo de Judá.

  • ¿Cuáles son algunas de las maneras en que Manasés influyó en el pueblo de Judá?

Explique que, en el versículo 6, la afirmación de que Manasés “hizo pasar a su hijo por fuego, y fue adivino y agorero, e instituyó magos y adivinos” probablemente significa que Manasés ofreció a uno de sus propios hijos como sacrificio a uno de los dioses falsos a los cuales adoraba, y que buscó y prestó atención a falsos profetas y falsas profecías.

  • ¿Qué principios aprendemos de la perversa influencia de Manasés sobre el pueblo de Judá? (Es posible que los alumnos mencionen varios principios, pero asegúrese de hacer hincapié en que si tomamos malas decisiones, nuestros hechos pueden conducir a otras personas al pecado).

Invite a los alumnos a pensar en ejemplos de ese principio en nuestros días, y pida a algunos de ellos que compartan ejemplos generales que hayan pensado. Adviértales que no compartan nada que sea demasiado personal ni nombren a personas concretas.

Muestre una pieza de vajilla (como un tazón) y un paño. Pida a un alumno que lea 2 Reyes 21:10–13 en voz alta, y pida a la clase que siga la lectura en silencio para saber lo que Jehová comparó a un tazón.

  • ¿Qué comparó Jehová a un tazón?

  • ¿Qué creen que quería decir Jehová cuando dijo que Él limpiaría a Jerusalén “como se limpia un tazón que, después que se ha limpiado, se pone boca abajo”? (Haga la demostración con el tazón para ayudar a los alumnos a entender que Jerusalén sería conquistada y desolada).

Para resumir el resto de 2 Reyes 21, explique que Manasés murió y su hijo Amón se convirtió en rey. Amón siguió el ejemplo de su padre y gobernó con iniquidad. Fue asesinado por sus siervos dos años después de convertirse en rey. Entonces, el pueblo designó a Amón, hijo de Josías, como el siguiente rey.

Pida a un alumno que lea 2 Reyes 22:1–2 en voz alta, y pida a la clase que siga la lectura en silencio para saber qué tipo de decisiones tomó Josías como rey de Judá.

  • ¿Qué tipo de decisiones tomó Josías como rey de Judá?

Para ayudar a los alumnos a entender el contenido de Reyes 22–23, considere la posibilidad de mostrar el video “Josías y el libro de la ley” (12:25), que describe los esfuerzos del rey Josías por restaurar al pueblo de Judá al camino de la rectitud. Podría mostrar el video después de presentar a los alumnos la figura de Josías en 2 Reyes 22:1–2. Mientras los alumnos ven el video, pídales que busquen maneras en que Josías influyó en su pueblo. El video puede sustituir algunas de las lecturas y preguntas del material de esta lección; no obstante, los alumnos todavía deben tener la oportunidad de reconocer principios en estos capítulos. Este video se encuentra en los DVDs de Recursos visuales del Antiguo Testamento y en LDS.org.

Para resumir 2 Reyes 22:3–7, explique que Josías hizo arreglos para pagar a trabajadores para que repararan la casa de Jehová en Jerusalén. Pida a un alumno que lea 2 Reyes 22:8 en voz alta, y pida a la clase que siga la lectura en silencio para descubrir lo que hallaron en el templo.

  • ¿Qué encontraron en el templo?

  • ¿Qué era el libro de la ley? (Pergaminos que contenían Escrituras, incluso la ley que Jehová dio por medio de Moisés).

Explique que las Escrituras se habían extraviado o habían estado ocultas durante el reinado de los reyes inicuos que antecedieron a Josías.

Invite a un alumno a leer 2 Reyes 22:10–13 en voz alta, y pida a la clase que siga la lectura en silencio para saber cuál fue la reacción de Josías cuando encontraron y le leyeron el libro de la ley.

  • ¿Cómo reaccionó Josías cuando escuchó las palabras del libro de la ley?

  • ¿Por qué creen que Josías se preocupó tanto después de escuchar las palabras de las Escrituras?

Para resumir 2 Reyes 22:14–20, explique que una profetisa llamada Hulda relató la profecía de juicio contra los malvados registrada en las Escrituras. También profetizó que Josías sería bendecido por causa de su fidelidad al Señor. Hulda era profetisa en el sentido de que tenía el don de profecía; ese don está al alcance de todos los miembros de la Iglesia del Señor.

Invite a varios alumnos a turnarse para leer 2 Reyes 23:1–4, 21–23 en voz alta, y pida a la clase que siga la lectura en silencio para descubrir qué tipo de influencia tuvo sobre el pueblo el liderazgo de Josías y la lectura de las Escrituras.

  • ¿Qué creen que significa que “todo el pueblo confirmó el pacto”? (2 Reyes 23:3). (El pueblo prometió vivir de acuerdo con el convenio registrado en el libro de la ley).

  • ¿Cómo resumirían ustedes la influencia que Josías tuvo sobre su pueblo?

  • ¿Qué principios podemos aprender del ejemplo de Josías? (Los alumnos podrían mencionar varios principios, pero asegúrese de hacer hincapié en que si tomamos decisiones correctas, nuestros hechos pueden llevar a otras personas a volverse al Señor).

Para ayudar a los alumnos a comprender ese principio, invite a un alumno a leer en voz alta las siguientes palabras de Para la Fortaleza de la Juventud:

“A medida que te esfuerces por vivir el Evangelio, alentarás a tus amistades a hacer lo mismo. Sé un ejemplo del guardar los mandamientos participando en las actividades de la Iglesia, preparándote para servir al Señor a lo largo de tu vida y permaneciendo digno(a) de asistir al templo.

“Invita a tus amistades que tengan otras creencias religiosas a asistir a las reuniones y actividades de la Iglesia; ayúdales a sentirse bien recibidos y aceptados. Muchas personas se han unido a la Iglesia por medio del ejemplo y del hermanamiento de sus amistades. Además, haz un esfuerzo especial por tender una mano de ayuda a los nuevos conversos y a los que sean menos activos” (Para la Fortaleza de la Juventud, folleto, 2011, pág. 17).

  • ¿De qué formas han sido bendecidos ustedes por causa de las decisiones rectas de otras personas?

  • ¿Cuándo han podido ustedes ayudar a alguien al dar un buen ejemplo o tender una mano de ayuda?

Invite a un alumno a leer 2 Reyes 23:25 en voz alta, y pida a la clase que siga la lectura en silencio para saber qué fue lo que ayudó a Josías a tener tan grande impacto sobre su pueblo. Pida a los alumnos que expliquen lo que encuentren.

  • ¿Qué nos enseña el relato de Josías acerca de la importancia de estudiar las Escrituras? (Para resumir las respuestas de los alumnos, escriba el siguiente principio en la pizarra: El estudio de las Escrituras nos ayudará a volvernos al Señor con todo nuestro corazón y a apartarnos de las malas influencias).

Escriba las siguientes preguntas en la pizarra:

¿Qué cosas pueden hacer o han hecho para que el estudio de las Escrituras sea una experiencia significativa?

¿Qué impacto tiene en ustedes el estudio de las Escrituras?

Invite a los alumnos a trabajar en parejas y comentar las respuestas a esas preguntas. Otra opción puede ser invitar a un grupo de tres o cuatro alumnos a pasar al frente de la clase y pedirles que compartan con los demás sus respuestas a esas preguntas.

Invite a los alumnos a continuar estudiando diariamente las Escrituras con espíritu de oración.

2 Reyes 23:26–25:30

Jerusalén es destruida y el pueblo de Judá es reducido al cautiverio

Para resumir 2 Reyes 23:26–37, explique que el rey Josías había gobernado treinta y un años cuando murió en la batalla. Después de su muerte, dos de sus hijos, Joacaz y luego Joacim, gobernaron con iniquidad y volvieron a conducir al pueblo a la idolatría.

Explique que en 2 Reyes 24, aprendemos que Joaquín, el hijo de Joacim, llegó a ser rey de Judá. Invite a varios alumnos a turnarse para leer en voz alta 2 Reyes 24:9–11, 13–16, y pida a la clase que siga la lectura en silencio para saber lo que sucedió durante el reinado de Joaquín.

  • ¿Qué sucedió durante el reinado de Joaquín?

Para resumir 2 Reyes 24:17–20, explique que el rey de Babilonia puso a Sedequías, de Judá, como rey local para gobernar a su pueblo pero pagar tributo a los babilonios. Pida a los alumnos que echen un vistazo a 2 Reyes 24:19 para saber si Sedequías promovió la rectitud o la iniquidad durante su mandato como rey.

Para resumir 2 Reyes 25:1–8, explique que Sedequías se rebeló contra Babilonia, y los babilonios volvieron a atacar Jerusalén.

Invite a varios alumnos a turnarse para leer en voz alta 2 Reyes 25:6–12, y pida a la clase que siga la lectura en silencio para saber lo que les sucedió a Sedequías, a sus hijos y a la ciudad de Jerusalén.

  • ¿Qué hicieron los babilonios con Sedequías y sus hijos?

Señale que uno de los hijos de Sedequías, llamado Mulek, escapó de la destrucción de Jerusalén. El Señor guió a Mulek y a otras personas a la tierra prometida en las Américas un tiempo después de que Lehi y su familia salieran de Jerusalén. Algunos descendientes de Lehi encontraron a los descendientes de Mulek y se unieron a ellos en Zarahemla. (Véase Omni 1:12–19; Mosíah 25:2; Helamán 8:21).

  • ¿Qué hicieron los babilonios con la mayor parte del pueblo de Judá? (Los llevaron cautivos a Babilonia).

  • ¿Qué pasó con el templo, las casas y los muros de Jerusalén? (Si lo desea, alce el tazón que mostró antes para hacer hincapié en que las palabras de los profetas acerca de Jerusalén se cumplieron).

  • Del relato de Sedequías y su pueblo, ¿qué principio aprendemos acerca de las consecuencias de desobedecer los mandamientos del Señor? (Es posible que los alumnos mencionen un principio como el siguiente: Si desobedecemos los mandamientos del Señor, podemos perder Su protección).

Si lo desea, para concluir la clase comparta su testimonio de los principios de los que se ha hablado en esta lección.

Repaso de dominio de las Escrituras

Piense en preparar con antelación algunos pasajes de dominio de las Escrituras con los que los alumnos quizás no estén familiarizados aún, e invite a los alumnos a leerlos (si lo desea, sugiérales que los marquen en sus ejemplares de las Escrituras). Podría asignar a los alumnos, individualmente o en parejas, un nuevo pasaje de dominio de las Escrituras y pedirles que hagan un dibujo en una hoja de papel que describa visualmente las verdades que se enseñan en el pasaje. Invítelos a explicar a la clase lo que han dibujado. Tal vez quiera poner en algún lugar visible los dibujos para futuras referencias.

Nota: Si lo desea, considere la posibilidad de utilizar esa actividad de dominio de pasajes de las Escrituras al principio o al final de cualquier clase, si el tiempo lo permite.

Comentarios e información de contexto

2 Reyes 22:8 ¿Qué era el “libro de la ley” que se encontró en el templo?

La mayoría de los eruditos concuerdan en que el libro de la ley que se halló en el templo era una forma del libro de Deuteronomio. El libro de Deuteronomio, y el capítulo 13 en particular, condena firmemente la idolatría y lo más probable es que motivara a Josías a acabar con esa práctica en Judá y restaurara la adoración al Dios verdadero. “Algunos eruditos también creen que, junto con esa reforma, se llevó a cabo una recopilación de una versión anterior de los libros de Josué a Reyes para reforzar las medidas tomadas por Josías” (Oxford Companion to the Bible, 1993, pág. 388).

2 Reyes 25:7 “Y degollaron a los hijos de Sedequías en presencia suya”

Aunque la mayoría de eruditos dan por hecho que todos los hijos de Sedequías fueron asesinados en esa ocasión, el Libro de Mormón revela claramente que “…los hijos de Sedequías… fueron muertos, todos salvo Mulek” (Helamán 8:21). No hay discrepancia, ya que el relato de 2 Reyes no indica que todos los hijos de Sedequías fueran asesinados. Desgraciadamente, el relato de cómo Mulek y las personas que estaban con él llegaron a las Américas se había perdido en el momento en que encontraron a los descendientes de Lehi.