Seminario
Lección de estudio individual supervisado: Daniel 3–12; Oseas; Joel; Amós (Unidad 30)
anterior siguiente

Lección de estudio individual supervisado

Daniel 3–12; Oseas; Joel; Amós (Unidad 30)

Material de preparación para el maestro del curso de estudio individual supervisado

Resumen de lecciones diarias de estudio individual supervisado

El siguiente resumen de las doctrinas y los principios que los alumnos aprendieron al estudiar Daniel 3Amós 9 (Unidad 30) no se ha creado con la intención de que se enseñe como parte de la lección. La lección que enseñe se centra solamente en algunas de esas doctrinas y principios. Siga las impresiones del Espíritu Santo conforme considere las necesidades de sus alumnos.

Día 1 (Daniel 3–12)

Al estudiar la experiencia de Sadrac, Mesac y Abed-nego y al negarse a adorar la imagen de oro, los alumnos aprendieron que demostramos nuestra fe en el Señor cuando escogemos obedecerlo a pesar de las consecuencias. Y si escogemos obedecer al Señor, Él estará con nosotros. De la visión que tuvo Daniel, los alumnos descubrieron que después de la Segunda Venida, el Salvador reinará en la Tierra con Sus santos.

Día 2 (Oseas)

De su estudio del libro de Oseas, los alumnos aprendieron que si violamos nuestros convenios con el Señor, sufriremos consecuencias negativas. Los alumnos también descubrieron que si nos arrepentimos verdaderamente, el Señor renovará Su convenio con nosotros y nos recibirá de nuevo.

Día 3 (Joel)

Cuando los alumnos leyeron las enseñanzas y las profecías de Joel, aprendieron que si nos mantenemos dignos de entrar y participar en el templo y en la obra de historia familiar, podemos recibir protección del peligro espiritual. Descubrieron que al volvernos al Señor con todo nuestro corazón mediante un arrepentimiento sincero, Él mostrará misericordia y bondad hacia nosotros. También aprendieron que en los últimos días, el Señor derramará Su Espíritu sobre toda carne.

Día 4 (Amós)

En esa lección, los alumnos estudiaron las enseñanzas y las profecías de Amós y aprendieron que el Señor revela Su voluntad por medio de Sus profetas. También aprendieron que cuando la gente rechaza a los profetas del Señor, se priva de la bendición de oír las palabras del Señor.

Introducción

Daniel fue echado en un foso con leones porque oró a Dios y Dios lo libró del mal.

Sugerencias para la enseñanza

Daniel 6

Daniel es echado en un foso con leones porque oró a Dios y Dios lo libra del mal.

Llene a la mitad un frasco de cristal (de un litro de capacidad) con arroz o trigo. Coloque una pelota pequeña y ligera (como por ejemplo una pelota de ping pong) en el frasco y póngale una tapa. Alce el frasco y rápidamente dele vuelta de modo que la pelota se quede en el fondo, cubierta por el grano. Diga a los alumnos que la pelota representa a los que son fieles al Señor y el arroz o el trigo representan la oposición y las dificultades a las que nos podríamos enfrentar a causa de nuestra fidelidad.

Pida a los alumnos que piensen en la oposición y los desafíos a los que podríamos enfrentarnos por ser fieles al Señor.

Invite a los alumnos a buscar principios, en Daniel 6, que puedan ayudarlos a escoger ser fieles al Señor en cualquier situación.

Recuerde a los alumnos que los medos y los persas conquistaron Babilonia, y Darío, el medo, fue proclamado rey de Babilonia (véase Daniel 5:28, 30–31).

Invite a un alumno a leer Daniel 6:1–3 en voz alta, y pida a la clase que siga la lectura en silencio para saber el cargo que se le dio a Daniel en el nuevo gobierno.

  • ¿Qué cargo se le dio a Daniel en el nuevo gobierno?

  • ¿Por qué se prefirió a Daniel sobre los demás líderes?

Al resumir Daniel 6:4–5 explique que los demás gobernadores y sátrapas estaban celosos de Daniel y procuraron encontrar una acusación de mala conducta contra él. A causa de su fidelidad, fueron incapaces de encontrar falta alguna contra él. Se dieron cuenta de que tendrían que utilizar contra Daniel su compromiso de obedecer al Señor.

Invite a un alumno a leer Daniel 6:6–9 en voz alta, y pida a la clase que siga la lectura en silencio para averiguar qué hicieron los demás líderes para tratar de crearle a Daniel un dilema.

  • ¿Cuál fue el decreto que los demás líderes convencieron a Darío que promulgara? (Si lo desea, explique que una “petición” [versículo 7] es una oración o una ferviente solicitud).

  • ¿Qué problema le creó a Daniel ese decreto?

Pida a los alumnos que consideren lo que harían si estuvieran en el lugar de Daniel. Invite a un alumno a leer Daniel 6:10 en voz alta, y pida a la clase que siga la lectura en silencio y que descubra cómo reaccionó Daniel a ese decreto.

  • ¿Qué hizo Daniel que indica que no tenía miedo de que lo viesen ni lo oyesen obedecer al Señor en lugar de obedecer el decreto del rey?

  • ¿En qué manera Daniel habría sido infiel al Señor si hubiera obedecido el decreto del rey?

Para resumir Daniel 6:11–13, explique que los demás líderes encontraron a Daniel orando y se lo dijeron a Darío. Invite a un alumno a leer Daniel 6:14–17 en voz alta, y pida a la clase que siga la lectura en silencio para saber lo que hizo el rey cuando se enteró del desafío de David al decreto del rey.

  • Antes de echar a Daniel en el foso de los leones, ¿qué le dijo el rey Darío? (Si lo desea, sugiera a los alumnos que marquen la frase “El Dios tuyo, a quien tú continuamente sirves” [Daniel 6:16]).

Invite a varios alumnos a que se turnen para leer en voz alta Daniel 6:18–23, y pida a la clase que siga la lectura en silencio para descubrir lo que le ocurrió a Daniel.

  • ¿Qué hizo el Señor para librar a Daniel del foso de los leones?

Muestre la lámina Daniel en el foso de los leones (Libro de Obras de Arte del Evangelio, 2009, Nº 26; véase también LDS.org). Muestre el frasco del principio de la lección y agítelo para que la pelota salga a la superficie. Pregunte a los alumnos cómo se relaciona eso con lo que el Señor hizo por Daniel.

  • ¿Qué principio podemos aprender del ejemplo de Daniel? (Es posible que los alumnos reconozcan varios principios, pero asegúrese que queda claro que si somos fieles al Señor continuamente, Él nos ayudará por medio de los desafíos que podamos experimentar como resultado de nuestra fidelidad. Escriba ese principio en la pizarra).

  • Según lo que han aprendido en su estudio del libro de Daniel, ¿qué creen que significa serle fiel al Señor continuamente? (Si lo desea, remita a los alumnos a las respuestas que escribieron, ante una pregunta similar, en la asignación 4 de la lección del día 1).

Invite a un alumno a dibujar cuatro leones en la pizarra. Mientras el alumno dibuja, lea en voz alta cada uno de los actos de fe siguientes y pida a la clase que ponga nombre a los diferentes “leones” o situaciones difíciles con las que se le pueda amenazar a alguien por escoger actuar de esa manera fiel. (Podría pedir al alumno que dibuja los leones que rotule cada uno con el tipo de oposición o desafíos que mencionen los alumnos).

Afirmarse en sus creencias sobre el matrimonio según la definición de Dios

Negarse a chismorrear

Escoger no participar con compañeros que estén viendo pornografía

Ser amable con alguien al que se trata de forma grosera

  • ¿Por qué escogeríamos ser fieles al Señor aunque supiéramos que podríamos sufrir alguno de esos desafíos como resultado?

  • ¿En qué momento el Señor les ayudó a ustedes o a alguien que conozcan, por medio de un desafío que vino como resultado de serle fiel a Él?

Aliente a los alumnos a ser fieles al Señor cuando sufran oposición y desafíos que resulten a causa de su fidelidad. Testifique que a medida que sean fieles, el Señor los ayudará.

Para resumir Daniel 6:24 explique que los que acusaron a Daniel y engañaron a Darío fueron echados en el foso de los leones con sus familias.

Invite a un alumno a leer Daniel 6:25–28 en voz alta, y pida a la clase que siga la lectura en silencio para encontrar el nuevo decreto que promulgó Darío. Pida a los alumnos que den un informe de lo que encuentren.

  • ¿A quién le afectó la valiente decisión de Daniel de obedecer al Señor?

  • ¿Qué puede pasar si no tenemos miedo de mostrar nuestra obediencia al Señor? (Es posible que los alumnos utilicen palabras diferentes, pero asegúrese de que quede claro que si no tenemos miedo de mostrar nuestra obediencia al Señor, podemos ayudar a otras personas a creer en Él. Si lo desea, sugiera a los alumnos que escriban ese principio en el margen de sus Escrituras, junto a Daniel 6:25–28).

  • ¿En qué manera el ver que alguien obedece al Señor ayuda a que otras personas crean en Él?

  • ¿En qué momento su creencia en el Señor, o la creencia de alguien a quien conozcan, se ha fortalecido debido al ejemplo de obediencia de otra persona hacia Él?

Para terminar esta lección, comparta su testimonio de las bendiciones de ser fiel a Dios continuamente, incluso en situaciones difíciles.

Siguiente Unidad (AbdíasHageo)

Explique que los alumnos aprenderán cómo ser “salvadores al monte Sión” (Abdías 1:21) de otras personas. Pregunte a los alumnos si alguna vez han tenido dificultades para creer que alguien podía arrepentirse y cambiar y ser perdonado por el Señor. Explique que en la siguiente unidad estudiarán la experiencia de Jonás, que hizo frente a un desafío similar, y en el proceso aprendió verdades importantes acerca del Señor. Los alumnos también leerán acerca de más profecías o acontecimientos relacionados con la Segunda Venida.