Unidad 30: Día 3, Joel
    Notas al pie de página

    Unidad 30: Día 3

    Joel

    Introducción

    Joel profetizó acerca de la destrucción y devastación inminentes y aconsejó al pueblo que se congregase en la casa del Señor. Además, profetizó acerca de las calamidades sobre los inicuos en los últimos días y que el Espíritu del Señor se derramaría sobre toda carne. Joel profetizó acerca de la gran batalla que tendría lugar en los últimos días.

    Joel 1

    Joel llama al pueblo al templo a orar para ser librados del desastre que se aproxima

    La hermana Patricia T. Holland, esposa del élder Jeffrey R. Holland, del Quórum de los Doce Apóstoles, escribió acerca de una experiencia que tuvo durante un fuerte vendaval:

    Patricia T. Holland

    “Recientemente sufrimos el peor vendaval que ha visto Bountiful (Utah) en varias décadas. Se midió el viento de la autopista en 182 kilómetros por hora… Justo cuando estaba escuchando noticias que informaban sobre camiones articulados —veinte de ellos— que estaban siendo arrastrados hacia el borde de la carretera por el viento, miré por mi adorable ventana trasera hacia nuestro arroyo y vi uno de nuestros árboles grandes venirse abajo con estrépito…

    “Reconozco que por un momento me sentí verdaderamente asustada. Era muy temprano por la mañana y Jeff estaba a punto de irse a trabajar. Le dije, ‘¿Tú crees que es el final? ¿Se acaba el mundo, o está a punto de acabar?’” (A Quiet Heart, 2000, pág. 129).

    Cuando escuchas conversaciones acerca de las señales y los acontecimientos que acompañarán a la segunda venida de Jesucristo, ¿sientes temor? ¿Por qué o por qué no?

    Busca la respuesta del élder Holland a su esposa mientras lees más del relato de la hermana Holland: “Mi esposo, que tiene una profunda fe y un optimismo ilimitado, me abrazó y me dijo, ‘No, pero ¿no sería estupendo si así fuera? ¿No sería estupendo si realmente Cristo viniera y Sus hijos realmente estuvieran preparados para Él? ¿No sería magnífico si al fin el mal fuera conquistado, de una vez por todas, y el Salvador del mundo descendiera en medio de la Nueva Jerusalén para enjugar toda lágrima de cada ojo? Sí’, dijo mi marido, ‘en muchos sentidos desearía que fuera el fin, pero no lo es. Solamente es un vendaval en Bountiful. Tenemos más trabajo que hacer’” (A Quiet Heart, págs. 129–130).

    1. journal icon
      Contesta las siguientes preguntas en tu diario de estudio de las Escrituras:

      1. ¿Qué te llama la atención de los pensamientos y sentimientos del élder Holland con respecto a la segunda venida del Salvador?

      2. ¿Por qué crees que el élder Holland pudo responder de esa manera tan optimista acerca de la Segunda Venida?

    Hoy estudiarás las profecías del profeta Joel. Aunque no sepamos exactamente cuándo vivió Joel, sí sabemos que profetizó al pueblo de Judá en una época en la que éste se enfrentaba a desastres naturales y a ejércitos invasores. Muchas de la profecías de Joel están relacionadas con la época que precederá a la segunda venida de Jesucristo, la cual también estará llena de desastres naturales y de guerras. Aunque las personas puedan sentir temor a causa de algunos de los acontecimientos relacionados con la Segunda Venida, las profecías de Joel contienen principios que nos pueden ayudar a prepararnos para ellos. Al estudiar el libro de Joel, busca esos principios para que tú, al igual que el élder Holland, puedas ser optimista y esperes la segunda venida del Salvador con gozo y confianza.

    Tal como está registrado en Joel 1:1–13, Joel relató la devastación que ocasionó una plaga de langostas. Una interpretación de ese pasaje es que simboliza la destrucción que provendría de ejércitos invasores si el pueblo no se arrepentía.

    Lee Joel 1:14–15 para averiguar lo que Joel le aconsejó hacer a su pueblo. Si lo deseas, marca lo que encuentres. La frase “día de Jehová” en el versículo 15 se refiere a la época en la que el Señor administre recompensas y castigos.

    ¿Por qué crees que Joel quería que el pueblo se congregara en el templo cuando éste se enfrentara al peligro?

    Haz una lista de las clases de peligros a los que se enfrentan los jóvenes hoy en día:

    Tal como Joel, en su época, aconsejó al pueblo a congregarse en el templo para estar a salvo, si nos congregamos en el templo, podemos recibir protección del peligro espiritual.

    Puede ser difícil para algunas personas asistir al templo con regularidad. Sin embargo, esas personas pueden recibir protección ante el peligro espiritual si eligen vivir dignos de entrar en el templo.

    Elder Richard G. Scott

    En la siguiente declaración, subraya las maneras que dijo el élder Richard G. Scott, del Quórum de los Doce apóstoles, que podemos congregarnos en el templo en nuestros días y subraya una de las bendiciones que dijo que podemos recibir por hacer eso: “¿Deseas una forma segura de eliminar la influencia del adversario en tu vida? Dedícate a la búsqueda de tus antepasados, prepara sus nombres para las sagradas ordenanzas vicarias del templo y después ve como representante para recibir por ellos las ordenanzas del bautismo y del don del Espíritu Santo. A medida que crezcas, podrás también ser partícipe de recibir las demás ordenanzas. No puedo pensar en una protección mayor contra la influencia del adversario en tu vida” (“El gozo de redimir a los muertos”, Liahona, noviembre de 2012, pág. 94).

    Aun cuando vivas lejos de un templo, puedes participar en el trabajo del templo mediante la búsqueda de tus antepasados y la preparación de nombres para las ordenanzas del templo.

    1. journal icon
      Contesta las siguientes preguntas en tu diario de estudio de las Escrituras:

      1. ¿En qué manera te has sentido bendecido y protegido de un peligro espiritual cuando has participado en la historia familiar y en la obra del templo? (Si aún no has participado en la historia familiar y en la obra del templo, escribe una meta para hacerlo e incluye un plazo de tiempo determinado).

      2. ¿Qué puedes hacer para participar más en la historia familiar y en la obra del templo en el futuro?

    Joel 2

    Joel profetizó acerca de las calamidades en los últimos días y del Espíritu del Señor, que se derramará sobre toda carne.

    En Joel 2, Joel utilizó la frase “día de Jehová” para referirse a la segunda venida de Jesucristo y a los acontecimientos que la preceden. Lee Joel 2:1–2 para saber cómo describió Joel el día del Señor.

    En Joel 2:3–10 leemos la descripción que hace Joel de la guerra y la destrucción que tendrá lugar, al igual que de la tristeza que algunas personas experimentarán antes de la segunda venida del Salvador.

    Lee Joel 2:1–2 para saber cómo describió Joel el día del Señor.

    Si lo deseas, marca la pregunta al final del versículo 11. La palabra soportarlo significa resistir o sobrevivir.

    Joel 2:12–16 contiene verdades que pueden ayudarnos a saber quién resistirá o sobrevivirá a la segunda venida del Salvador. Lee Joel 2:12 y, si lo deseas, marca lo que el Señor le pidió al pueblo que hiciera.

    En la época del Antiguo Testamento, a menudo la gente se rasgaba, o rompía, la ropa como símbolo de su dolor y pesar.

    Lee Joel 2:13–14 para determinar lo que Joel le enseñó al pueblo que rasgara en lugar de la ropa. Para comprender mejor esos versículos, busca Joel 2:13 en la traducción de José Smith (en Joel 2:13, nota b al pie de página) y Joel 2:14, traducción de José Smith (en Joel 2:14, nota a al pie de página).

    Joel enseñó al pueblo que debían sentir pesar por lo que habían hecho mal y sentir el deseo de arrepentirse.

    En esos versículos aprendemos el siguiente principio: Al volvernos al Señor con todo nuestro corazón mediante un arrepentimiento sincero, Él mostrará misericordia y bondad hacia nosotros.

    1. journal icon
      Contesta las siguientes preguntas en tu diario de estudio de las Escrituras:

      1. ¿Cómo podemos demostrar a Dios que nuestro arrepentimiento es sincero?

      2. ¿Por qué crees que algunas personas dudan o no se arrepienten, aun cuando se les ha enseñado que Dios muestra misericordia y bondad a los que se arrepienten? ¿Qué podría ayudarlos a superar las barreras que impiden el arrepentimiento?

    Medita si hay pecados de los que tengas que arrepentirte para que puedas experimentar más plenamente la misericordia y la bondad de Dios y estar más preparado para la Segunda Venida. Ponte la meta de reconocer, por medio de la oración, los pecados y los defectos que están afectando tu bienestar espiritual y que te impiden sentirte cerca de Dios, y los pasos que empezarás a tomar de inmediato para arrepentirte y mejorar.

    En Joel 2:15–32 leemos acerca de algunas bendiciones que los justos disfrutarán mientras aguardan y se preparan para el día del Señor.

    Lee Joel 2:27–29 para saber la bondad que el Señor dijo que mostraría en los últimos días.

    Esa profecía tiene un cumplimiento doble. Se cumplió el día de Pentecostés, inmediatamente después de la ascensión del Salvador a los cielos (véase Hechos 2). También se refiere a lo que ocurrió en los últimos días. El 21 de septiembre de 1823, Moroni se apareció a José Smith y citó desde Joel 2:28 hasta el final del capítulo. Se le dijo a José que esa profecía de Joel no se había cumplido aún pero que pronto se cumpliría. (Véase José Smith—Historia 1:41).

    En Joel 2:28 leemos que en los últimos días el Señor derramará Su Espíritu sobre toda carne.

    El presidente Joseph Fielding Smith enseñó lo siguiente acerca de Joel 2:27–29:

    President Joseph Fielding Smith

    “La inspiración que fue prometida por el Señor a toda carne, por medio de la profecía de Joel, no es la promesa del Espíritu Santo, sino la promesa de la guía de la Luz de Cristo, o Espíritu de Verdad, la cual se da a cada hombre que viene al mundo” (Doctrina de Salvación, 3 tomos, compilación de Bruce R. McConkie, 1954–56, tomo1, pág. 50).

    “Yo no voy a limitar esta profecía a los miembros de la Iglesia. El Señor dijo que Él derramaría su Espíritu sobre toda carne. Eso no significa que el Espíritu Santo sea enviado sobre toda carne… sino que el Señor derramará sus bendiciones sobre toda carne (todo hombre) y la usará para llevar a efecto sus propósitos” (Doctrina de Salvación, tomo I, pág. 170).

    “Nunca se ha dado un paso… en descubrimiento o invención, en el que el Espíritu del Señor (esto es, el espíritu del cual habló Joel, la luz de Cristo, ¡no el Espíritu Santo!) no haya sido la fuerza principal que descansaba sobre el individuo y era la causa de que él efectuase el descubrimiento o la invención… Y no siempre ha usado el Señor a quienes tienen fe, ni así lo hace hoy en día. El usa mentes que sean flexibles y que puedan ser dirigidas en ciertas direcciones a fin de efectuar su obra, no importa si ese hombre cree en Él o no” (Doctrina de Salvación, tomo I, págs. 171–172).

    1. journal icon
      Contesta la siguiente pregunta en tu diario de estudio de las Escrituras: ¿Qué evidencia has visto de que el Señor esté derramando Su Espíritu sobre toda carne?

    Señales y prodigios precederán y acompañarán al día del Señor. Lee Joel 2:30–31 para descubrir algunas de esas señales.

    Medita sobre si sientes temor o estás preocupado acerca de algunas de esas señales o prodigios.

    Lee Joel 2:32 para saber lo que Joel enseñó que nos puede ayudar cuando tenemos miedo o estamos preocupados por las señales de la Segunda Venida.

    ¿Qué podemos hacer si tenemos miedo o estamos preocupados por las señales y los acontecimientos de los últimos días?

    ¿Qué puede hacer nuestro Padre Celestial por los que invocan Su nombre?

    Joel 3

    Joel profetiza acerca de una gran batalla que tendrá lugar en los últimos días.

    Joel 3 contiene una profecía de la batalla de Armagedón, que tendrá lugar poco antes de la Segunda Venida, en la cual todas las naciones de la Tierra lucharán contra el pueblo del Señor (véanse también Ezequiel 38–39; Zacarías 11–14; Apocalipsis 16:14–21).

    Lee Joel 3:16 para averiguar quién ayudará a los justos. Si lo deseas, marca por qué el pueblo del Señor debía tener esperanza durante esos tiempos de dificultad.

    1. journal icon
      Escribe, en tu diario de estudio de las Escrituras, tus sentimientos acerca de lo que aprendiste mientras estudiabas el libro de Joel y cómo las verdades que aprendiste pueden ayudar a prepararte para soportar el día del Señor con gozo y optimismo.

    2. journal icon
      Escribe lo siguiente en tu diario de estudio de las Escrituras al final de las asignaciones de hoy:

      He estudiado Joel y he terminado esta lección el (fecha).

      Otras preguntas, ideas y reflexiones que me gustaría compartir con el maestro: