Unidad 24: Día 3, Isaías 10–16
    Notas al pie de página

    Unidad 24: Día 3

    Isaías 10–16

    Introducción

    Isaías predijo la destrucción tanto de Asiria como de Babilonia, que puede asemejarse a la destrucción de los inicuos en la Segunda Venida. Profetizó acerca de la restauración de la Iglesia en los últimos días y la función que ésta cumpliría en el recogimiento de Israel. También profetizó la destrucción de Moab.

    Isaías 10

    Isaías profetiza que Asiria castigará a Israel y que luego también será destruida.

    Si lo deseas, marca la palabra ay de Isaías 10:1. Recuerde que la palabra ay indica aflicción y sufrimiento intensos.

    Lee Isaías 10:1–2 para descubrir qué acciones le acarrearían aflicción y sufrimiento intensos al pueblo de Israel.

    Esos versículos se refieren a líderes inicuos de la sociedad, que crean leyes inicuas e injustas que oprimen a los pobres, los necesitados, las viudas y los huérfanos.

    En Isaías 10:3–4 aprendemos que debido a que los líderes y el pueblo de Israel se habían alejado del Señor a causa de su iniquidad, serían castigados y no tendrían la ayuda del Señor.

    Lee Isaías 10:5–6 y fíjate de qué manera sería castigado el reino de Israel por su iniquidad.

    En Isaías 10:8–22 aprendemos que el rey de Asiria no supo reconocer que los asirios eran un instrumento en las manos del Señor y se jactó de su propia fuerza. Isaías profetizó que después que los asirios hubieran llevado a cabo los propósitos del Señor de castigar al reino de Israel, el Señor destruiría también a los asirios a causa de su orgullo e iniquidad. Dicha destrucción es un símbolo de la destrucción que los orgullosos y los inicuos sufrirán en la segunda venida de Jesucristo.

    Isaías 11–12

    Isaías profetiza acerca de la Restauración en los últimos días y el Milenio

    tree stump

    Lee Isaías 11:1, 10.

    La palabra tronco que se encuentra en Isaías 11:1 se ha traducido de una palabra hebrea que puede referirse al tocón de un árbol que se ha cortado. Escribe Tronco cerca del dibujo del tronco de un árbol.

    Según el versículo 1, ¿qué sale del tronco?

    Escribe Vara en la ilustración, junto al retoño que sale del tronco, y escribe Raíces al lado de las raíces.

    A veces podemos comprender mejor el significado de los símbolos que se hallan en las Escrituras si consultamos las explicaciones que se encuentran en otros pasajes de las Escrituras o en las palabras de los profetas modernos. El profeta José Smith explicó lo que representan el tronco, la vara y las raíces en Isaías 11. Esas explicaciones se encuentran en Doctrina y Convenios 113:1–6.

    Lee Doctrina y Convenios 113:1–2, y busca el significado del tronco de Isaí. (Recuerda que Isaí era el padre del rey David. La expresión “tronco de Isaí” se refiere a alguien que reinaría como rey sobre Israel).

    Escribe Jesucristo junto a la palabra Tronco en el dibujo.

    Elder Bruce R. McConkie

    El élder Bruce R. McConkie, del Quórum de los Doce Apóstoles, aclaró que el vástago que Isaías mencionó también representa a Jesucristo: “En cuanto a la identidad del Tronco de Isaí, la palabra revelada dice: “De cierto, así dice el Señor, es Cristo’. (D. y C. 113:1–2). Esto también significa que el Vástago es Cristo” (The Promised Messiah: The First Coming of Christ, 1978, pág.192; véanse las pág. 192–94; véase también Jeremías 23:5–6).

    Lee Doctrina y Convenios 113:3–6 para ver qué significan la vara y las raíces.

    El élder McConkie sugirió que tanto la vara como las raíces podrían representar al profeta José Smith: “¿Nos equivocamos al decir que el profeta que aquí se menciona [en D. y C. 113:6] es José Smith, a quien llegó el sacerdocio, que recibió las llaves del reino y que alzó el pendón del recogimiento del pueblo del Señor en nuestra dispensación? ¿Acaso no es él asimismo el ‘siervo en las manos de Cristo, que en parte desciende de Isaí, así como de Efraín, o sea, de la casa de José, a quien se ha dado mucho poder’? [D. y C. 113:4]” (The Millennial Messiah: The Second Coming of the Son of Man, 1982, págs. 339–340).

    Escribe José Smithjunto a Vara y a Raíces en el dibujo.

    Después de que Isaías describió algunas de las condiciones del Milenio (véase Isaías 11:6–9, profetizó acerca del profeta José Smith y los últimos días.

    statue of Joseph Smith

    En Isaías 11:10, Isaías profetizó que José Smith sería como un estandarte para el pueblo. Un estandarte es una bandera o pendón bajo el cual un ejército a veces se reúne o detrás del cual marcha. Utilizando esa interpretación, aprendemos que el pueblo se reunirá en el evangelio de Jesucristo gracias a lo que el profeta José Smith hizo.

    1. journal icon
      Contesta la siguiente pregunta en tu diario de estudio de las Escrituras: ¿Qué hizo el profeta José Smith que ayudaría a las personas a reunirse en el evangelio de Jesucristo?

    Lee Isaías 11:11–12 y busca lo que Isaías profetizó que acontecería en los últimos días.

    La frase “pondrá otra vez su mano para recobrar el remanente de su pueblo” del versículo 11 se refiere al recogimiento de Israel en los últimos días (véanse 2 Nefi 25:14–17; Jacob 6:2; D. y C. 137:6).

    Gracias a las revelaciones de los últimos días, comprendemos que la frase “levantará estandarte a las naciones” del versículo 12 se refiere a la restauración de la Iglesia de Cristo: La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días.

    De Isaías 11:11–12 aprendemos la siguiente verdad: La Iglesia restaurada es un estandarte para congregar de nuevo al Israel disperso en el evangelio de Jesucristo). El recogimiento de Israel se lleva a cabo cuando las personas del mundo se unen a La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días.

    En Isaías 11:13–16 aprendemos que Isaías profetizó que el Señor utilizará medios milagrosos para ayudar a congregar nuevamente a Israel.

    Lee Isaías 12:1–3 y averigua lo que harán esos israelitas debido a que habrán sido traídos de regreso al evangelio de Jesucristo.

    1. journal icon
      Responde la siguiente pregunta en tu diario de estudio de las Escrituras: ¿Por qué crees que alabarán al Señor y tendrán gran gozo?

    Piensa en alguien que conozcas que sea un converso a la Iglesia. Reflexiona en cómo se puede haber sentido esa persona cuando se unió a la Iglesia.

    outdoor baptism

    En Isaías 12:4–6 aprendemos que quienes sean congregados en el evangelio de Jesucristo alabarán al Señor durante el Milenio.

    Isaías 13–16

    La destrucción de Babilonia puede asemejarse a la destrucción de los inicuos en la Segunda Venida

    Imagina que tienes la oportunidad de unirte a uno de dos equipos. Uno de ellos lo dirige un capitán que se preocupa mucho por su equipo y quiere que cada miembro de éste tenga éxito. El otro equipo lo dirige alguien que promete gran victoria y éxito, pero el capitán sólo se preocupa por sí mismo. Piensa en por qué querrías unirte al primer equipo.

    1. journal icon
      Dibuja un cuadro con dos columnas en una página de tu diario de estudio de las Escrituras. En una columna escribe El lado del Señor y en la otra El lado de Satanás. Más adelante en la lección tendrás que escribir algunas cosas bajo esos encabezados.

    A medida que estudies Isaías 13–16, busca verdades del Evangelio que te ayuden a comprender las bendiciones de escoger estar del lado del Señor en lugar del lado de Satanás.

    En Isaías 13:1–10, Isaías profetizó acerca de la destrucción de Babilonia. Esos acontecimientos pueden verse como un símbolo o una semejanza de la destrucción de los inicuos, que tendrá lugar en la segunda venida del Salvador.

    Lee Isaías 13:11 y busca lo que el Señor dijo que haría con los inicuos de Babilonia.

    Considerando ese versículo como un símbolo de la Segunda Venida, completa la siguiente verdad con lo que aprendemos que el Señor hará con los inicuos cuando venga de nuevo: Cuando el Señor venga de nuevo, . Escribe la verdad completa en tu diario de estudio de las Escrituras bajo el encabezado “El lado de Satanás”.

    Isaías 13:12–22 continúa la profecía de Isaías acerca de la destrucción de Babilonia.

    Lee Isaías 14:3 y busca lo que el Señor hará por Su pueblo después de que Babilonia sea destruida.

    Considerando ese versículo como un símbolo de la Segunda Venida, completa la siguiente verdad con lo que aprendemos que el Señor hará por Su pueblo cuando venga de nuevo: Cuando el Señor venga de nuevo, . Escribe la verdad completa en tu diario de estudio de las Escrituras bajo el encabezado “El lado del Señor”.

    The Second Coming

    En Isaías 14:4–11 leemos la profecía de Isaías sobre la caída del rey de Babilonia y la forma en que eso se compara con la caída de Lucifer o Satanás.

    Lee Isaías 14:12–14 para saber lo que deseaba Satanás.

    Esos versículos nos ayudan a comprender que Satanás quería usurpar el poder de Dios para llegar a ser como Dios (véase también D. y C. 29:36–37; Moisés 4:1).

    Lee Isaías 14:15–20 para saber lo que finalmente le sucederá a Satanás.

    Considera la posibilidad de marcar lo que enseña el versículo 16 sobre lo que las personas dirán acerca de Satanás.

    Esos versículos nos enseñan la siguiente verdad: Satanás perderá su influencia y poder sobre la humanidad y será echado para siempre). Escribe esa verdad en tu diario de estudio de las Escrituras bajo el encabezado “El lado de Satanás”.

    1. journal icon
      Contesta las siguientes preguntas en tu diario de estudio de las Escrituras:

      1. ¿De qué manera pueden las verdades que escribiste en tu diario de estudio de las Escrituras ayudarte a escoger estar del lado del Salvador y no del de Satanás?

      2. Piensa en las verdades que escribiste en tu diario de estudio de las Escrituras con respecto a las consecuencias que sobrevendrán a quienes escojan estar del lado de Satanás. ¿Por qué creen que Satanás tiene éxito en atraer a algunas personas a su lado, a pesar de que al final va a perder?

    Cuando te veas tentado a dejar el lado del Señor, es importante que recuerdes la suerte que correrán Satanás y sus seguidores.

    En Isaías 15–16 aprendemos que Isaías también profetizó acerca de la destrucción de Moab. “…el Señor empleó a los moabitas como vara para castigar a Israel. Sin embargo, a fin de que Israel no creyera que la maldad de los moabitas era aceptable ante el Señor, Isaías reveló el destino de ellos en estos dos capítulos, prometiendo que algún día Él recordaría Sus convenios con Israel y los congregaría de entre el mundo y establecería Su convenio con ellos para siempre, mientras que Moab recibiría la sentencia de destrucción. En este sentido Moab también fue símbolo del mundo malvado, y ninguna de sus ciudades poderosas ni de sus rutas lucrativas de comercio, ni su superioridad entre las naciones vecinas podrán perdurar en aquel día, sino que todo será destruido” (El Antiguo Testamento – Manual para el alumno: 1 Reyes−Malaquías, 3ª ed. (manual del Sistema Educativo de la Iglesia, 2003), pág. 156).

    1. journal icon
      Escribe lo siguiente en tu diario de estudio de las Escrituras al final de las asignaciones de hoy:

      He estudiado Isaías 10–16 y he terminado esta lección el (fecha).

      Otras preguntas, ideas y reflexiones que me gustaría compartir con el maestro: