Seminario
Unidad 27: Día 4, Doctrina y Convenios 128:12–25
Notas al pie de página
Tema

Unidad 27: Día 4

Doctrina y Convenios 128:12–25

Introducción

Esta lección cubre la parte final de la carta que escribió el profeta José Smith a los santos a principios de septiembre de 1842. En esta parte de la carta, el Profeta enseñó sobre la salvación de los vivos y los muertos. También alentó a los santos a ser fieles en su obra por los muertos y expresó su gozo por la restauración del Evangelio.

Doctrina y Convenios 128:12–18

José Smith enseña acerca de la salvación de los vivos y los muertos

Nauvoo Illinois Temple. Baptistry

Imagínate que asistes al programa de puertas abiertas de un templo con un amigo que no es miembro de la Iglesia. Al recorrer el bautisterio, tu amigo pregunta: “¿Por qué se bautizan ustedes por los muertos?”. Tu amigo pregunta además: “¿El bautismo por los muertos se menciona en la Biblia?”.

Al estudiar la lección de hoy, descubrirás principios que te ayudarán a responder esas preguntas.

Recordarás de la lección anterior que en septiembre de 1842 el profeta José Smith se había escondido de hombres que querían arrestarlo en forma ilegal. Estando oculto, escribió una carta a los santos. En esa carta, les enseñó acerca del bautismo por los muertos.

Lee Doctrina y Convenios 128:12–13 y busca lo que José Smith enseñó acerca del simbolismo del bautismo.

  1. Pencil Icon
    En tu diario de estudio de las Escrituras, escribe unas breves líneas para explicar cómo usarías las enseñanzas de los versículos 12–13 para ayudar a alguien a comprender por qué el bautismo se hace por inmersión.

En tu lectura de Doctrina y Convenios 128:14, observa cómo José Smith recalcó la importancia de llevar un registro digno de la aceptación del Señor concerniente a la obra de salvación por los muertos.

Estudia Doctrina y Convenios 128:15 y busca razones por las que efectuamos bautismos por los muertos.

En el versículo 15, la frase “ellos sin nosotros no pueden ser perfeccionados” significa que nuestros antepasados que mueren sin el Evangelio no pueden progresar hacia la perfección hasta que las ordenanzas salvadoras del Evangelio se hayan efectuado a favor de ellos.

Lee la siguiente información, y marca las frases que indican cómo puedes ayudar a tus antepasados que murieron sin haber recibido el Evangelio:

“Sus antepasados fallecidos se encuentran en un lugar conocido como el mundo de los espíritus, en el cual reciben la oportunidad de escuchar y aceptar el evangelio de Jesucristo. Sin embargo, no pueden recibir las ordenanzas del evangelio por ellos mismos ni pueden progresar hasta que otras personas efectúen las ordenanzas a favor de ellos.

“Usted tiene el privilegio y la responsabilidad de proporcionar a sus antepasados esa dádiva buscando el nombre y los datos correspondientes y asegurándose de que se efectúen las ordenanzas a favor de ellos en el templo. Luego, ellos deciden si aceptan o no la obra que se efectuó a su favor” (Guía para los miembros sobre la obra del templo y de historia familiar, 2009, pág. 2).

  1. Pencil Icon
    Responde la siguiente pregunta en tu diario de estudio de las Escrituras: ¿Cómo crees que tus antepasados puedan sentirse hacia ti cuando tú te bautizas por ellos? Si has tenido la oportunidad de participar en bautismos por los muertos, escribe también acerca de los sentimientos que has tenido durante esa experiencia.

Repasa Doctrina y Convenios 128:15 y busca otra razón por la que efectuamos bautismos por los muertos. De acuerdo con lo que aprendiste, completa la siguiente doctrina: La salvación de nuestros antepasados fallecidos es para nuestra salvación.

Durante tu estudio de Doctrina y Convenios 128, medita en por qué es esencial para nuestra salvación el que hagamos la obra del templo y de historia familiar por nuestros antepasados fallecidos.

Lee Doctrina y Convenios 128:16–17 y encuentra las enseñanzas de un Apóstol del Nuevo Testamento y de un profeta del Antiguo Testamento. ¿Por qué puede servirte el saber que la Biblia contiene enseñanzas acerca de la obra por los muertos?

¿Alguna vez has mirado con detenimiento una cadena metálica? Para que una cadena sea fuerte, después de pasar cada eslabón a través de otro eslabón, se suelda para cerrarlo.

Breaking the Chains of Sin

Lee Doctrina y Convenios 128:18 y busca cómo los eslabones de una cadena se relacionan con las enseñanzas del profeta José Smith acerca del bautismo por los muertos. (Recuerda que una dispensación es un periodo durante el cual el Señor revela Sus doctrinas, ordenanzas y sacerdocio [véase Guía para el Estudio de las Escrituras, “Dispensaciones”]. En este versículo, la palabra hijos se refiere a nosotros, y la palabra padres se refiere a nuestros antepasados).

Podrías escribir la siguiente doctrina en tu ejemplar de las Escrituras junto al versículo 18: El bautismo por los muertos ayuda a unirnos eternamente con nuestros antepasados.

Además del bautismo, las otras ordenanzas de salvación: la confirmación, la ordenación al Sacerdocio de Melquisedec (para los hombres), la investidura del templo y la ordenanza de sellamiento, son también esenciales para asegurar el eslabón conexivo entre nuestros antepasados y nosotros.

Para que comprendas mejor las verdades contenidas en Doctrina y Convenios 128, estudia la siguiente declaración del presidente Joseph Fielding Smith:

Smith, Joseph Fielding (1876-1972)

“Algunos miembros de la Iglesia se han preguntado qué significan las palabras del Profeta, de que sin nuestros muertos no podremos perfeccionarnos. ¿No recibirá la perfección el hombre que guarde los mandamientos del Señor, que sea fiel y leal en lo que a él concierne? Sí, siempre que sus difuntos dignos también reciban los mismos privilegios, pues debe haber una organización familiar, una unidad familiar y cada generación deberá estar ligada al eslabón anterior, a fin de llevar perfección a la organización familiar. De este modo finalmente seremos una gran familia con Adán a la cabeza: Miguel el arcángel, presidiendo sobre su posteridad” (Doctrina de Salvación, compilación de Bruce R. McConkie, 3 tomos 1978–1979, tomo II, pág. 165).

De acuerdo con Doctrina y Convenios 128:18, ¿por qué es importante formar parte de esa cadena de personas que han sido unidas o selladas?

Las siguientes declaraciones te permitirán entender a qué se refiere la maldición que se menciona en el versículo 18:

Smith, Joseph Fielding (1876-1972)

El presidente Joseph Fielding Smith dijo: “Si no hubiese un eslabón entre los padres y los hijos —el cual es la obra por los muertos— entonces todos quedaríamos rechazados; toda la obra de Dios fracasaría y quedaría en la nada” (Doctrina de Salvación, tomo II, pág. 114).

Perry, L. Tom

El élder L. Tom Perry, del Cuórum de los Doce Apóstoles, enseñó: “La familia eterna es el núcleo del Evangelio de nuestro Salvador. No habría razón para que Él regresara a la tierra a gobernar y a reinar en Su reino si la unidad de la familia eterna no se hubiera establecido para los hijos de nuestro Padre Celestial. Cuando comprendemos la función de la familia eterna, el hecho de crear vínculos familiares poderosos y de fortalecerlos adquiere un significado aún mayor” (“Juventud bendita”, Liahona, enero de 1999, pág. 88).

  1. Pencil Icon
    Responde la siguiente pregunta en tu diario de estudio de las Escrituras: Basándote en lo que has aprendido de tu estudio de Doctrina y Convenios 128, ¿por qué la obra del templo y de historia familiar son esenciales para nuestra salvación?

Doctrina y Convenios 128:19–25

José Smith expresa gozo por la restauración del Evangelio y alienta a los santos a ser fieles mientras trabajan por la salvación de los muertos

Piensa en una ocasión en la que estuviste muy feliz por haber recibido una noticia realmente buena. Cuando la supiste, ¿quisiste compartirla con otras personas? ¿Por qué?

Lee Doctrina y Convenios 128:19. La palabra nuevas en este versículo significa noticias. Busca las nuevas que el profeta José Smith dijo que hemos recibido.

¿De qué maneras es el evangelio de Jesucristo una voz de alegría para los vivos y los muertos?

En Doctrina y Convenios 128:20–21, leemos acerca de algunas de las experiencias que José Smith tuvo con mensajeros celestiales al restaurarse el Evangelio por medio de él.

Una verdad que aprendemos en esos versículos es que las llaves, los poderes y la autoridad de las dispensaciones pasadas se han restaurado en la dispensación del cumplimiento de los tiempos. Considera escribir ese principio en tu ejemplar de las Escrituras o en tu diario de estudio de las Escrituras.

El presidente John Taylor declaró: “Si fueran a preguntarle a José qué aspecto tenía Adán, él se lo diría sin titubeos; les describiría su tamaño y aspecto y todo lo relativo a él. También habrían podido preguntarle cómo son Pedro, Santiago y Juan, y él se lo hubiera dicho. ¿Por qué? Porque los vio” (en Enseñanzas de los Presidentes de la Iglesia: José Smith, 2007, pág. 108).

  1. Pencil Icon
    Responde la siguiente pregunta en tu diario de estudio de las Escrituras: ¿Cómo influye en tu fe y en tu testimonio de la Restauración el saber que el Evangelio fue restaurado a la tierra mediante mensajeros celestiales?

Doctrina y Convenios 128:22–23 contiene expresiones de gozo que manifestó el profeta José Smith por motivo de que las llaves del sacerdocio habían sido restauradas y porque los santos podían ayudar a redimir a los muertos. Conforme estudies esos versículos, podrías marcar las frases que te resulten más significativas.

Lee Doctrina y Convenios 128:24 y busca qué ofrenda pidió el Profeta que los santos presentaran al Señor. ¿Qué puedes hacer tú para contribuir a ese “libro”?

Medita en la siguiente verdad: Cuando hacemos la obra de historia familiar y recibimos las ordenanzas del templo a favor de nuestros antepasados, hacemos una ofrenda en rectitud al Señor. Mientras piensas sobre esa verdad, lee la siguiente declaración, en la cual el élder David A. Bednar, del Cuórum de los Doce Apóstoles, describió tu función en la obra de salvación por los muertos:

Bednar, David A.

“Muchos de ustedes tal vez piensen que la obra de historia familiar la lleva a cabo principalmente la gente mayor. Sin embargo, no tengo conocimiento de que en las Escrituras o en las pautas que emiten los líderes de la Iglesia haya alguna restricción en cuanto a la edad que limite este importante servicio a los adultos mayores. Ustedes son hijos e hijas de Dios, hijos del convenio y edificadores del reino. No tienen que esperar hasta tener una edad determinada para cumplir con su responsabilidad de colaborar en la obra de salvación a favor de la familia humana…

“No es una coincidencia que… recursos hayan salido a la luz en una época en la que los jóvenes estén tan familiarizados con una gran variedad de tecnologías de la información y la comunicación… Las destrezas y la aptitud que se manifiestan entre muchos jóvenes actualmente son una preparación para contribuir a la obra de salvación.

“Invito a las jóvenes de la Iglesia a aprender sobre el espíritu de Elías y a experimentarlo. Los aliento para que estudien, para que busquen a sus antepasados y se preparen para efectuar bautismos vicarios en la Casa del Señor por sus propios familiares fallecidos (véase D. y C. 124:28–36). Y los exhorto a ayudar a otras personas a buscar sus datos de historia familiar” (“El corazón de los hijos se volverá”, Liahona, noviembre de 2011, pág. 26).

The Temple: I'm Going There Someday
  1. Pencil Icon
    Con el fin de que apliques lo que has aprendido hoy, elabora un plan para ayudar a algunos de tus antepasados a recibir las ordenanzas del templo. En la elaboración de tu plan, quizás puedas trabajar con tus padres o con un consultor de historia familiar de tu rama o barrio. Escribe tu plan en tu diario de estudio de las Escrituras, de la siguiente manera:

    1. Mi plan para encontrar los nombres de antepasados que necesitan las ordenanzas del templo:

    2. Mi plan para efectuar la obra del templo por mis antepasados: (De ser posible, haz un plan para asistir al templo a fin de efectuar los bautismos y las confirmaciones en favor de los antepasados que encuentres).

  2. Pencil Icon
    Escribe lo siguiente en tu diario de estudio de las Escrituras al final de las asignaciones de hoy:

    He estudiado Doctrina y Convenios 128:12–25 y he terminado esta lección el (fecha).

    Preguntas adicionales, ideas y reflexiones que me gustaría compartir con mi maestro: