Restauración e Historia de la Iglesia
    El camino de la Rama Colesville
    Notas al pie de página
    Tema

    El camino de la Rama Colesville

    D. y C. 26, 51, 54, 56, 59

    José Smith estuvo solo durante la Primera Visión y, más adelante, cuando recibió la visita del ángel Moroni; pero no estuvo solo en su hogar. Su madre, su padre y sus hermanos constituían una red de apoyo familiar. Él podía confiar en sus padres y hallar apoyo en sus hermanos. La esposa de José, Emma, compartía con él las exigencias y las tensiones del liderazgo, de la oposición y de la persecución. Otros amigos, como Martin Harris, Oliver Cowdery, y David y John Whitmer, acompañaron a José mientras sacaba a la luz el Libro de Mormón, organizaba la Iglesia y emprendía la labor de edificar una sociedad de Sion.

    Entre aquellos cuya participación fortaleció y sostuvo a José durante sus muchas pruebas y tribulaciones, son igualmente destacables la extensa familia Knight y sus vecinos de Colesville, Nueva York. Ellos se asociaron con el joven José Smith, lo siguieron al unirse a la incipiente Iglesia, lo defendieron y constituyeron los pilares de una de las primeras ramas de la Iglesia. La historia de la familia Knight y de la Rama Colesville testifica del poder de los lazos familiares y de la amistad en la restauración del Evangelio y la edificación del reino del Señor.

    La historia de los santos de Colesville comenzó con las visitas de José a esa región en la segunda mitad de la década de 1820, cuando comenzó a trabajar para Josiah Stowell, de la localidad vecina de South Bainbridge, Nueva York, en una empresa de búsqueda de tesoros que fracasó. Aunque aquella búsqueda fue infructuosa, suscitó una estrecha amistad entre José Smith y Joseph Knight, padre, y su hijo, Newel Knight. Más tarde, Joseph Knight, padre, ayudó a José en su noviazgo con Emma Hale, estuvo presente en la propiedad de la familia Smith la noche en que José Smith, con la ayuda de Emma, recogió las planchas del Libro de Mormón en el cerro Cumorah, y le proporcionó alimentos y material para escribir durante la traducción del Libro de Mormón.

    Entre las primeras personas que se unieron a la Iglesia en 1830 se encontraban integrantes de la familia Knight y algunos de sus vecinos. Más adelante, durante ese mismo año, se convirtieron en los pilares de una de las primeras ramas que se organizaron en la Iglesia, quizás la primera rama. En julio de 1830, a José Smith se le aconsejó en dos revelaciones que ahora figuran en Doctrina y Convenios 24 y 26 que visitara a los miembros de Colesville, entre ellos a la familia Knight, para dedicar su tiempo al “estudio de las Escrituras, a la predicación, y a la confirmación de la iglesia en Colesville…”1 (D. y C. 26: 1). Hyrum Smith permaneció en la región hasta finales de 1830 y presidió la rama durante varios meses. Su sucesor fue Newel, el hijo de Joseph Knight, padre.

    El traslado a Ohio

    Cuando llegaron instrucciones en diciembre de 1830 y en enero de 1831 (D. y C. 37 y 38) de que los miembros de Nueva York fueran a la región del valle de Ohio, los miembros de la Rama Colesville hicieron importantes sacrificios económicos y se prepararon para trasladarse al oeste. Las familias relacionadas con la Rama Colesville eran, entre otras, los Knight, Peck, DeMill, Stringham, Culver, Slade, Badger, Hines y Carter. Todos debían congregarse en Ohio y no debía dejar atrás a los pobres. Dejando de lado la vida y la casa que tenían, los miembros de la rama, bajo el liderazgo de Newel Knight, comenzaron el viaje a la región de Kirtland en abril de 1831. Cuando llegaron en mayo, se les aconsejó que “permanecieran juntos y fueran a un pueblo vecino llamado Thompson, ya que un hombre llamado [Leman] Copley poseía una considerable extensión de tierra allí y la había ofrecido para que los hermanos la ocuparan”2.

    Tal vez Copley ofreció su tierra como respuesta a una revelación anterior (D. y C. 48) que llegó como respuesta a una pregunta clave entre los santos de Ohio a principios de 1831: “¿Qué preparativos haremos para nuestros hermanos del este y cuándo y cómo?”3. La revelación aportó lo siguiente como respuesta: “Y en caso de que tengáis terrenos, compartiréis éstos con los hermanos del Este”4 (D. y C. 48:2). Copley dio la bienvenida a la Rama Colesville y, poco después de su llegada a Thompson, empezaron a plantar y edificar en su amplia granja de más de trescientas hectáreas.

    El 20 de mayo, José Smith recibió otra revelación, actualmente Doctrina y Convenios 51, en la cual se daban instrucciones a las personas establecidas en Thompson para que formaran parte de los primeros que pondrían en práctica los principios de la consagración y la mayordomía recientemente revelados. El recién llamado obispo, Edward Partridge, debía recibir “los bienes de este pueblo que ha hecho convenio conmigo” y señalar “su porción a este pueblo, a cada hombre igual, según su familia, conforme a sus deseos y necesidades”5 (véase D. y C. 51: 3). Aunque la revelación dejó claro que Ohio sería un lugar de recogimiento provisional, se les recordó: “…no les es señalada la hora ni el día” de su traslado previsto a la futura ciudad de Sion. Debían “[establecerse] en esta tierra como si fueran a vivir en ella muchos años…”6 (véase D. y C. 51:17).

    Sin embargo, los miembros de la Rama Colesville tuvieron muy poco tiempo para cumplir con el mandamiento de poner en práctica la ley de consagración. La resolución de Leman Copley de compartir su tierra se puso a prueba a principios de mayo, cuando participó en una misión para predicar el Evangelio a su antigua congregación de los tembladores. Parece que la experiencia le planteó dudas que debilitaron su testimonio, y poco después de su regreso a Thompson rompió su acuerdo y expulsó a los santos de su propiedad. En junio de 1831, con un futuro incierto y su vida en pleno caos, la familia Knight y otros miembros de la Rama Colesville buscaron el consejo y la guía de José Smith en cuanto a lo que debían hacer a continuación.

    La instrucción llegó en forma de una revelación que ahora se conoce como Doctrina y Convenios 54: “Y así iréis a las regiones del Oeste, a la tierra de Misuri, hasta las fronteras de los lamanitas. Y acabado el viaje, he aquí, os digo, ganaos la vida a la manera de los hombres hasta que yo os prepare lugar”7 (D. y C. 54:8–10). Más tarde, Newel Knight describió la situación: “Ahora entendíamos que [Ohio] no era la tierra de nuestra herencia, la tierra de promisión, porque una revelación dio a conocer que Misuri era el lugar elegido para el recogimiento de la Iglesia, y varios fueron llamados a encabezar el viaje hacia ese estado”8. Aunando fuerzas una vez más, los miembros de Colesville se prepararon para su viaje. Eligieron a Newel Knight para que siguiera presidiéndolos a pesar de haber sido llamado previamente, por medio de la revelación, para servir en una misión de proselitismo (véase D. y C. 52). En una revelación que se encuentra en las Escrituras como Doctrina y Convenios 56, se le autorizó a dejar de lado su llamamiento misional y en su lugar viajar a Misuri como líder de la Rama Colesville.

    El traslado a Misuri

    Sesenta miembros de la rama salieron de Thompson a principios de junio de 1831 y llegaron el 26 de julio al municipio de Kaw, condado de Jackson, Misuri, tras un viaje de aproximadamente mil seiscientos kilómetros. Aunque José Smith había llegado poco antes que los santos de Colesville, ellos tuvieron el honor de ser la primera rama de la Iglesia que se estableció en la tierra que Sidney Rigdon había dedicado como Sion el 2 de agosto de 1831. Lamentablemente, Polly, la esposa de Joseph Knight, padre, murió unos días después de su llegada. José Smith nos relata en la historia que fue registrada más adelante: “Asistí al funeral de la hermana Polly [Peck] Knight… Fue la primera muerte en la Iglesia en esta tierra, y puedo decir que un miembro digno duerme en Jesús hasta la resurrección”9.

    Ese mismo día, José recibió la revelación que ahora se conoce como D. y C. 59, la cual explica cómo la Iglesia debía observar el día del Señor. En esa revelación, el Señor incluyó palabras de consuelo para la familia y los amigos de Polly Knight: “Benditos son aquellos que han subido a esta tierra con la mira puesta únicamente en mi gloria, de acuerdo con mis mandamientos. Porque los que vivan heredarán la tierra; y los que mueran descansarán de todos sus trabajos, y sus obras los seguirán; y recibirán una corona en las mansiones de mi Padre que he preparado para ellos”10 (véase D. y C. 59:1-2).

    José Smith volvió a visitar a sus amigos de la Rama Colesville, Misuri, en abril de 1832. En esa ocasión, José selló a los miembros de la rama para la vida eterna11. Durante la persecución del populacho en el condado de Jackson en 1833, la Rama Colesville huyó con muchos otros santos al vecino condado de Clay. Se establecieron juntos allí durante un tiempo, y llegaron incluso a construir una capilla. Sin embargo, una vez que la Iglesia se trasladó al condado de Caldwell, en 1836, los miembros de la rama quedaron esparcidos y su tiempo juntos como una de las primeras unidades organizadas de la Iglesia llegó a su fin.

    La familia Knight y otros miembros de la rama se unieron a muchos de los santos en su huida a Illinois, en el periodo subsiguiente a la Guerra Mormona de 1838 en Misuri. Los integrantes de la familia Knight se establecieron en la región de Nauvoo y siguieron siendo miembros fieles de la Iglesia y amigos de José Smith. Tras el martirio de José en 1844, la familia Knight siguió el liderazgo del Quórum de los Doce. Joseph Knight, padre, y su hijo Newel murieron en 1847 durante el éxodo de Nauvoo hacia el valle del Lago Salado.