2020
“Según la sabiduría de aquel que todo lo sabe”
Notas al pie de página

Hide Footnotes

Tema

“Según la sabiduría de aquel que todo lo sabe”

Elder Missionary on Phone

Ilustración por Christopher Wormell

Cuando entré en el centro de capacitación misional como misionero de tiempo completo, me di cuenta de que tenía mucho que aprender. Hice lo mejor que pude para estudiar, fortalecer mi testimonio y edificar sobre el fundamento que ya tenía. Oraba, formulaba una pregunta al Padre Celestial y luego buscaba las respuestas. Esta práctica cambió mi vida.

Un día, mientras prestaba servicio como misionero en Perú, un élder de mi misión recibió una carta informándole que el padre de su mejor amigo había fallecido de repente. Entre lágrimas, se preguntaba: “¿Por qué permitió el Padre Celestial que pasara esto?”.

Esa pregunta penetró en mi corazón, por lo que esa noche me arrodillé y le hice al Padre Celestial la misma pregunta. Luego, al escudriñar el Libro de Mormón, me encontré con 2 Nefi 2:24, que dice: “Pero he aquí, todas las cosas han sido hechas según la sabiduría de aquel que todo lo sabe”.

Ese pasaje de las Escrituras se introdujo en lo más profundo de mi corazón y allí permaneció. Escribí una tarjeta al élder e incluí ese pasaje como parte de mi testimonio. Le aseguré que todo estaría bien, porque el Padre Celestial lo hace todo con sabiduría. Podemos confiar en Él porque nos ama y sabe todas las cosas.

Un año y medio después, mientras servía en las montañas de Perú, recibí una llamada de teléfono inesperada de mi presidente de misión. Me dijo que mi padre había sufrido un derrame cerebral y que estaba muy grave. Al poco tiempo, mi padre falleció. Me quedé consternado y me sentí abrumado por preguntas tales como: “¿De qué manera podré superar esto?”.

Oré al Padre Celestial para que me diera una respuesta. Ante todo, lo que quería saber era por qué mi padre tuvo que morir sin que yo tuviera la oportunidad de despedirme de él. Acudí al Libro de Mormón, lo abrí y leí las mismas palabras que había compartido con ese élder muchos meses antes: “Pero he aquí, todas las cosas han sido hechas según la sabiduría de aquel que todo lo sabe”. Esas palabras me cubrieron de paz como si fuera un manto, y me llenaron de gracia cuando me sentía perdido.

Mi padre terrenal había partido, pero mi Padre Celestial siempre estaría a mi lado. El Padre Celestial hace todas las cosas según Su sabiduría, y si escudriñamos y hacemos todo lo que podemos para prepararnos, podremos hallar valiosas respuestas.