Mansedumbre, manso
    Notas al pie de página

    Mansedumbre, manso

    Temeroso de Dios, recto, humilde, presto para aprender y paciente al sufrir. Los mansos están dispuestos a seguir las enseñanzas del Evangelio.