Primaria
8 – 14 febrero. Doctrina y Convenios 12–13; José Smith—Historia 1:66–75: “Sobre vosotros, mis consiervos”

“8 – 14 febrero. Doctrina y Convenios 12–13; José Smith— Historia 1:66–75: ‘Sobre vosotros, mis consiervos’”, Ven, sígueme — Para la Primaria Doctrina y Convenios 2021 (2020)

“8 – 14 febrero. Doctrina y Convenios 12–13; José Smith— Historia 1:66–75”, Ven, sígueme — Para la Primaria 2021

8 – 14 febrero

Doctrina y Convenios 12–13; José Smith—Historia 1:66–75

“Sobre vosotros, mis consiervos”

Los niños a quienes enseña provienen de diversas situaciones y tienen distintas necesidades. A medida que se prepare, piense en la mejor manera de ayudarles a aprender las verdades que se enseñan en Doctrina y Convenios 12–13 y José Smith—Historia 1:66–75.

Anote sus impresiones

Invitar a compartir

Invite a los niños a compartir ocasiones en las que hayan visto a alguien bautizarse o recibir una bendición del sacerdocio. ¿Cómo recibieron el sacerdocio José Smith y Oliver Cowdery?

Enseñar la doctrina: Niños pequeños

Doctrina y Convenios 13

Juan el Bautista restauró el Sacerdocio Aarónico.

El 15 de mayo de 1829, Juan el Bautista se apareció a José Smith y a Oliver Cowdery, y les dio el Sacerdocio Aarónico. ¿De qué forma podría bendecir a los niños a quienes enseña el que aprendan sobre este acontecimiento?

Posibles actividades

  • Relate a los niños cómo se restauró el Sacerdocio Aarónico (véase José Smith—Historia 1:68–70; véase también “Capítulo 6: José y Oliver reciben el sacerdocio”, Relatos de Doctrina y Convenios, págs. 26–27). O bien, invite a un hermano del barrio a que vaya a la clase para que cuente el relato como si él fuera Juan el Bautista, y les lea a los niños lo que Juan les dijo a José Smith y Oliver Cowdery.

  • Muestre ilustraciones de Juan el Bautista bautizando al Salvador y restaurando el Sacerdocio Aarónico (Libro de obras de arte del Evangelio, nros. 35 y 93; véase también la ilustración que se encuentra en la reseña de esta semana de Ven, sígueme — Para uso individual y familiar). Invite a los niños a compartir lo que sepan sobre lo que está sucediendo en las ilustraciones (véase Mateo 3:13–17; Doctrina y Convenios 13; José Smith—Historia 1:68–70).

  • Ayude a los niños a entonar una canción sobre el sacerdocio, tal como “El sacerdocio se restauró” (Canciones para los niños, págs. 60–61). Invítelos a marchar alrededor del salón a medida que canten y se turnen para sostener la ilustración que se encuentra en la reseña de esta semana de Ven, sígueme — Para uso individual y familiar.

Doctrina y Convenios 13

El sacerdocio es el poder de Dios.

Las lecciones sobre la restauración del Sacerdocio Aarónico brindan grandes oportunidades de ayudar a los niños a comprender mejor lo que es el sacerdocio y la forma en que los bendice.

Posibles actividades

  • Lleve algunos objetos a la clase, incluyendo una llave. Muestre los objetos y pida a los niños que escuchen a medida que usted lee Doctrina y Convenios 13, y que encuentren el objeto que se menciona en el versículo. ¿Qué podemos hacer con una llave? Muestre ilustraciones de lo que podemos hacer gracias a que se restauró el Sacerdocio Aarónico (véase la hoja de actividades de esta semana; véanse también Libro de obras de arte del Evangelio, nros. 103–4, 107–8). Diga a los niños la manera en que el sacerdocio haya bendecido su vida.

  • Para ayudarles a los niños a aprender la frase El sacerdocio es el poder de Dios, pídales que aplaudan cuando digan cada sílaba. Muéstreles un objeto que necesite baterías para funcionar y enséñeles que, al igual que las baterías proporcionan energía al objeto, el sacerdocio brinda el poder de Dios a nuestra vida. Comparta su testimonio de las bendiciones que usted haya recibido gracias al sacerdocio.

José Smith—Historia 1:66–75

Puedo bautizarme.

José Smith y Oliver Cowdery leyeron acerca del bautismo en el Libro de Mormón y querían saber más al respecto. Usted puede ayudar a los niños a quienes enseña a esperar con ansia su bautismo y aprender más sobre esa sagrada ordenanza.

Posibles actividades

  • Muestre el video “La restauración del Sacerdocio Aarónico” (ChurchofJesusChrist.org). Ponga el video en pausa de vez en cuando para hacerles preguntas a los niños como: “¿Por qué fueron José Smith y Oliver Cowdery al bosque?” y ”¿Cómo creen que se sentían José Smith y Oliver Cowdery después de bautizarse?”. Pídales que digan cómo creen que ellos se sentirán cuando se bauticen.

  • Cuente a los niños de cuando José Smith y Oliver se bautizaron (véase José Smith—Historia 1:68–74; véase también “Capítulo 6: José y Oliver reciben el sacerdocio”, Relatos de Doctrina y Convenios, págs. 26–28). Haga hincapié en el gozo que José y Oliver sintieron, y cuénteles a los niños acerca de su propio bautismo. Invítelos a que hagan un dibujo de ellos mismos bautizándose en el futuro.

    Me puedo bautizar gracias a que se ha restaurado el sacerdocio.

Enseñar la doctrina: Niños mayores

Doctrina y Convenios 13; José Smith—Historia 1:66–72

Juan el Bautista restauró el Sacerdocio Aarónico.

Los relatos de la restauración del Sacerdocio Aarónico pueden ayudar a los niños a quienes enseña a comprender verdades importantes sobre el sacerdocio y las ordenaciones al sacerdocio.

Posibles actividades

  • Lean juntos José Smith—Historia 1:66–72 e invite a los niños a que hagan dibujos de lo que describen esos versículos. Después, permítales que cuenten el relato con sus dibujos. Invite a un niño a compartir una experiencia en la que haya visto a alguien ser ordenado a un oficio del sacerdocio. ¿En qué se asemeja eso a la forma en que José y Oliver fueron ordenados como se describe en José Smith—Historia 1:66–72?

  • Conceda a los niños unos minutos para que hagan una lista de todo lo que sepan sobre Juan el Bautista. Después, permítales que compartan lo que hayan escrito. Invítelos a que se junten en grupos de dos para que lean uno de los pasajes siguientes y lo agreguen a su lista: Mateo 3:13–17; Doctrina y Convenios 13; José Smith—Historia 1:66–72.

Doctrina y Convenios 13

Recibo bendiciones por medio del Sacerdocio Aarónico.

Recibimos muchas bendiciones por medio del Sacerdocio Aarónico. ¿Qué puede hacer para ayudar a los niños a quienes enseña a comprender que esas bendiciones son posibles gracias a que se restauró el sacerdocio?

Posibles actividades

  • Ponga ilustraciones de un bautismo y de la Santa Cena dentro de un recipiente que precise de una llave para abrirse. Analice por qué son importantes las llaves y permita que los niños hagan uso de la llave para abrir el recipiente. Invítelos a que lean Doctrina y Convenios 13, y a que encuentren palabras y frases que les enseñen sobre las bendiciones que recibimos del Sacerdocio Aarónico.

  • Muestre el video “Las bendiciones del sacerdocio” (ChurchofJesusChrist.org) y pida a los niños que señalen maneras en que las personas del video son bendecidas gracias al sacerdocio.

José Smith—Historia 1:73–74

El Espíritu Santo me puede ayudar a comprender las Escrituras.

Después de que José Smith y Oliver Cowdery se bautizaron, el Espíritu Santo les ayudó a comprender mejor las Escrituras. Eso podría dar ánimo a aquellos niños, a quienes se les podría dificultar entender las Escrituras.

Posibles actividades

  • Lleve un rompecabezas a la clase e invite a los niños a que lo armen. A medida que lo hagan, pregúnteles en qué se asemeja leer las Escrituras con armar un rompecabezas. Lean juntos José Smith—Historia 1:73–74 e invite a los niños a compartir qué fue lo que ayudó a José y Oliver a comprender las Escrituras. ¿Qué podemos hacer para procurar la ayuda del Espíritu Santo a medida que estudiamos las Escrituras?

  • Invite a los niños a que hagan un marcador de libros que puedan colocar en sus Escrituras para que les recuerde procurar el Espíritu Santo cuando las lean. Quizá podrían encontrar una frase inspiradora en José Smith—Historia 1:74 que puedan escribir en su marcador.

Alentar el aprendizaje en el hogar

Si no hay tiempo para que los niños completen la hoja de actividades durante la clase, ellos podrían llevársela a casa para que la completen con su familia.

Cómo mejorar nuestra enseñanza

Sea flexible y escuche al Espíritu. No sienta que tiene que hacer uso de las ideas de esta reseña. Usted conoce a los niños a quienes enseña; pida al Padre Celestial que lo guíe para encontrar las mejores maneras de ayudarles a aprender las doctrinas del Evangelio y a edificar su fe.