Uso individual y familiar
31 agosto – 6 septiembre: “Buenas nuevas de gran gozo”
Notas al pie de página

Hide Footnotes

Tema

“31 agosto – 6 septiembre Helamán 13–16: ‘Buenas nuevas de gran gozo’”, Ven, sígueme — Para uso individual y familiar Libro de Mormón 2020 (2020)

“31 agosto – 6 septiembre”, Ven, sígueme — Para uso individual y familiar 2020

Samuel the Lamanite prophesies

Samuel el Lamanita sobre la muralla, por Arnold Friberg.

31 agosto – 6 septiembre

Helamán 13–16

“Buenas nuevas de gran gozo”

Esta semana, cuando anote sus impresiones, piense en cómo los principios que se hallan en Helamán 13–16 se apoyan sobre otras cosas que ha estado estudiando en las Escrituras, y las refuerzan.

Anote sus impresiones

La primera vez que Samuel el Lamanita intentó compartir “las buenas nuevas” en Zarahemla (Helamán 13:7), fue rechazado y expulsado por los nefitas que habían endurecido sus corazones. Se podría decir que es como si ellos hubiesen construido una muralla impenetrable alrededor de sus corazones para impedir que les llegara el mensaje de Samuel. Samuel entendía la importancia del mensaje que compartía y manifestó su fe al obedecer los mandamientos de Dios “de que volviera otra vez y profetizara” (Helamán 13:3). Tal como le pasó a Samuel, todos nosotros encontramos murallas cuando procuramos “prepara[r] la vía del Señor” (Helamán 14:9) y seguir a Sus profetas. Al igual que Samuel, nosotros también damos testimonio de Jesucristo, “que de seguro vendrá”, e invitamos a todos a “cre[er] en su nombre” (Helamán 13:6; 14:13). No todos nos escucharán, y algunos se opondrán de forma activa. Mas quienes crean en este mensaje con fe en Cristo descubrirán que en verdad son “buenas nuevas de gran gozo” (Helamán 16:14).

Integrated Curriculum Illustration

Ideas para el estudio personal de las Escrituras

Helamán 13

El Señor nos da amonestaciones por medio de Sus profetas.

En las Escrituras, se compara a veces a los profetas con atalayas sobre un muro o una torre que advierten de los peligros (véanse Isaías 62:6; Ezequiel 33:1–7).

El presidente M. Russell Ballard enseñó: “A través de los siglos, los profetas han cumplido su deber al advertir a la gente de los peligros que les acechan. Los apóstoles del Señor tienen la obligación de velar, advertir y tender una mano para ayudar a aquellos que buscan las respuestas a los interrogantes de la vida” (“Dios está a la cabeza”, Liahona, noviembre de 2015, pág. 25).

Al estudiar Helamán 13 y meditar en ello, usted podría marcar las muchas advertencias que pronunció Samuel. Por ejemplo, ¿qué enseñó él acerca del arrepentimiento, la humildad y las riquezas? ¿Cómo podrían aplicarse esas advertencias a usted? ¿Qué advertencias han dado los profetas actuales recientemente, y qué siente que debe hacer con respecto a tales advertencias?

188th Annual General Conference: President Nelson

El profeta nos guía hacia Jesucristo.

Helamán 13–15

El Señor es misericordioso hacia quienes se arrepienten.

Originalmente, se envió a Samuel a los nefitas para que compartiera las gozosas nuevas de la venida del Salvador (véase Helamán 13:7). Como ellos lo rechazaron, él regresó con graves advertencias de los juicios de Dios. Sin embargo, tales advertencias estuvieron siempre acompañadas de invitaciones misericordiosas a arrepentirse; encuentre esas invitaciones en Helamán 13–15 (véanse especialmente Helamán 13:6, 11; 14:15–19; 15:7–8). ¿Cómo se aplican a usted esas invitaciones? ¿Qué aprende de esos versículos sobre el arrepentimiento? ¿Cuándo ha experimentado usted la misericordia de Dios que proviene del arrepentimiento?

Helamán 14; 16:13–23

Las señales y los prodigios pueden fortalecer la fe de las personas que no endurecen el corazón.

En Helamán 14, Samuel explicó la razón por la que el Señor dio las señales del nacimiento y la muerte del Salvador: “con objeto de que creáis en su nombre” (Helamán 14:12). A medida que estudie Helamán 14, observe las señales del nacimiento del Salvador en los versículos 1–8 y las señales de Su muerte en los versículos 20–28. En su opinión, ¿por qué son estas señales medios eficaces para señalar el nacimiento y la muerte de Jesucristo?

¿Puede recordar alguna señal que el Señor haya dado para ayudarle a creer en Él? Por ejemplo, los profetas han predicho señales que aparecerán antes de la segunda venida del Salvador (véase “Señales de los tiempos”, Guía para el Estudio de las Escrituras, scriptures.churchofjesuschrist.org). ¿Se ha cumplido alguna de esas señales en nuestros días? Otras señales que conducen a tener fe en Jesucristo pueden ser más personales y menos dramáticas. Tómese un tiempo para meditar en las maneras en que usted ha visto Su mano en su vida.

¿Qué precaución se da en Helamán 16:13–23 en cuanto a las señales? ¿Cómo podemos evitar tener la actitud de las personas que se describen en esos versículos?

Véanse también Alma 30:43–52; Ronald A. Rasband, “Por designio divino”, Liahona, noviembre de 2017, págs. 55–57.

Helamán 16

Seguir el consejo del profeta me acerca al Señor.

El élder Neil L. Andersen enseñó: “En mi vida personal, he comprobado que a medida que estudio en oración las palabras del profeta de Dios y meticulosamente, con paciencia, alineo espiritualmente mi voluntad con sus enseñanzas inspiradas, mi fe en el Señor Jesucristo siempre aumenta. Si decidimos dejar de lado su consejo y determinamos que nuestro criterio es más acertado, nuestra fe queda mermada y nuestra perspectiva eterna se nubla” (“El profeta de Dios”, Liahona, mayo de 2018, pág. 27). ¿De qué modo confirman las palabras y acciones de los nefitas en Helamán 16 lo que enseñó el élder Andersen? ¿Qué compromisos personales siente que debe hacer en cuanto a los profetas del Señor y sus mensajes?

Integrated Curriculum Illustration

Ideas para el estudio familiar de las Escrituras y la Noche de Hogar

Al leer las Escrituras con su familia, el Espíritu le ayudará a saber qué principios debe enfatizar y analizar a fin de cubrir las necesidades de su familia. A continuación se presentan algunas ideas:

Helamán 13:3–4

¿Qué se siente inspirada su familia a hacer ante la respuesta de Samuel al mandato del Señor en Helamán 13:3–4? Esta semana, durante su estudio en familia, usted podría animar a los miembros de la familia a compartir las impresiones que les “[vengan] al corazón”.

Helamán 13:38

La idea de que se puede hallar la felicidad “cometiendo iniquidades” es muy común en nuestros días. ¿De qué forma el vivir el Evangelio nos ha traído verdadera felicidad?

Helamán 15:3

¿Cómo la corrección de Dios nos demuestra Su amor por nosotros? Invite a los miembros de la familia a que pregunten humildemente al Señor lo que pueden hacer para mejorar.

Helamán 15:5–8

De la descripción que se da en estos versículos sobre los lamanitas ¿qué aprendemos acerca de la conversión? ¿Cómo podemos seguir su ejemplo?

Helamán 16:1–3

¿Le gustaría a su familia representar la historia de Samuel el Lamanita? Después de leer el relato, los miembros de la familia podrían turnarse para ponerse de pie sobre una silla y leer algunas de las profecías de Samuel mientras otros miembros de la familia hacen como si le arrojaran flechas o piedras. Esto podría ayudar a su familia a entender cómo pueden haberse sentido Samuel y los nefitas. A los niños pequeños les podría gustar hacer dibujos del relato. ¿Cómo podemos ser como Samuel y compartir el Evangelio con los demás a pesar de nuestros temores?

Para consultar más ideas para enseñar a los niños, vea la reseña de esta semana en Ven, sígueme — Para la Primaria.

Cómo mejorar el estudio personal

Busque patrones o modelos. Un patrón es un plano o modelo que puede usarse para realizar una tarea. En las Escrituras, reconocemos patrones o modelos que muestran cómo el Señor lleva a cabo Su obra, como por ejemplo, el hecho de que Él envía a Sus siervos para amonestar al pueblo.

Samuel the Lamanite

© The Book of Mormon for Young Readers, Samuel el Lamanita, por Briana Shawcroft.