Menú de los Jóvenes

    Voy a cumplir 18 años y he decidido esperar para servir en una misión. ¿Está bien?

    Soy un joven que va a cumplir 18 años y siento mucha presión para ir a una misión ahora, pero he decidido esperar un poco. ¿Está bien?

    Todo joven digno y capaz debe planificar para servir en una misión; pero cuándo ir a una misión es una decisión que debes tomar luego de consultar con tus padres, con tu obispo y, lo más importante, con tu Padre Celestial. Como dijo el presidente Thomas S. Monson (1927–2018): “No estoy sugiriendo que todos los jóvenes servirán, o deban hacerlo [a los 18 años]. Más bien… ahora tienen esa opción” (“Bienvenidos a la conferencia”, Conferencia General de octubre de 2012). Si estás listo y puedes servir tan pronto como cumplas los 18 años, indudablemente eres bienvenido a hacerlo; pero si tienes buenas razones para esperar un poco, también es una decisión perfectamente válida. La presión social no debe influir en tu decisión, ya sea que esta te lleve a servir tan pronto como reúnas los requisitos o para que no lo hagas.

    No importa cuándo decidas servir, asegúrate de tener un plan definido. Planifica lo que vas a hacer con respecto a la formación académica, el trabajo y la preparación para la misión. Luego haz que participen las personas que amas y que se preocupan por ti para que te ayuden a llevar a cabo ese plan. El Espíritu Santo te guiará a medida que sigas tus metas justas y deseos de servir a Dios.

    Para obtener más información acerca de cuándo debes prestar servicio y cómo puedes prepararte, lee “Cuándo debería servir?”.

    Error en el envío del formulario. Asegúrate que todos los campos se han completado correctamente e inténtalo de nuevo.

     
    1000 caracteres restantes

    Comparte tu experiencia