Mujeres Jóvenes y Sacerdocio Aarónico
11 julio. ¿Cómo influye en mi vida saber sobre el Plan de Salvación? Doctrina y Convenios 76
Notas al pie de página

Hide Footnotes

Tema

“11 julio. ¿Cómo influye en mi vida saber sobre el Plan de Salvación? Doctrina y Convenios 76”, Ven, sígueme — Para cuórums del Sacerdocio Aarónico y clases de las Mujeres Jóvenes: Temas doctrinales 2021 (2020)

“11 julio. ¿Cómo influye en mi vida saber sobre el Plan de Salvación?”Ven, sígueme — Para cuórums del Sacerdocio Aarónico y clases de las Mujeres Jóvenes: Temas doctrinales 2021

11 julio

¿Cómo influye en mi vida saber sobre el Plan de Salvación?

Doctrina y Convenios 76

Deliberar en consejo

Dirigido por un miembro de la presidencia de cuórum o de clase; 10–20 minutos aproximadamente

Al principio de la reunión, reciten juntos el Lema de los cuórums del Sacerdocio Aarónico o el Lema de las Mujeres Jóvenes. Después dirijan un análisis sobre asuntos como los siguientes y planifiquen maneras de actuar de conformidad con lo que conversen (pueden decidir en la reunión de presidencia cuáles serán esos asuntos a analizar):

  • Nuestro cuórum o clase. ¿Quién necesita nuestra ayuda y nuestras oraciones? ¿Qué podemos hacer para ayudar a esas personas? ¿A quién deberíamos invitar a alguna actividad próxima?

  • Nuestros deberes y responsabilidades. ¿Qué asignaciones hemos cumplido? ¿Qué asignaciones necesitamos hacer? ¿Cómo hemos invitado a otras personas a venir a Cristo y cómo podemos invitarlas ahora?

  • Nuestra vida. ¿Qué experiencias recientes han fortalecido nuestro testimonio? ¿Qué está ocurriendo en nuestra vida y cómo podemos apoyarnos unos a otros?

Según sea apropiado, hagan lo siguiente al terminar la lección:

  • Testificar de los principios que se enseñaron.

  • Recordar a los miembros del cuórum o de la clase los planes y las invitaciones que se hicieron durante la reunión.

Enseñar la doctrina

Dirigido por un líder adulto o un(a) joven; 25–35 minutos aproximadamente

Prepárate espiritualmente

Nuestro Padre Celestial ha proporcionado un plan que nos permite recibir bendiciones eternas y llegar a ser como Él. Él desea que todos Sus hijos conozcan ese plan, por lo que lo ha revelado a los profetas a lo largo de los siglos. Al estudiar Doctrina y Convenios 76 esta semana, los miembros del cuórum o de la clase aprendieron que Dios reveló Su plan a José Smith y Sidney Rigdon, incluso la función central del Salvador en el plan y la gloria que podemos recibir en la vida venidera. Si somos fieles, podemos ser perfeccionados mediante la expiación de Jesucristo, recibir una plenitud de gozo y vivir con Dios para siempre.

¿Cómo ha influido en tu perspectiva de la vida el conocer el plan de nuestro Padre Celestial? ¿Cómo puedes ayudar a tu cuórum o clase a entender la gran bendición que es conocer el Plan de Salvación? A fin de prepararte para enseñar, podrías leer “Plan de Salvación” en Leales a la Fe (2004, págs. 143–146), o el mensaje del élder Dieter F. Uchtdorf “Su gran aventura” (Liahona, noviembre de 2019, págs. 86–90).

El aprender sobre el Plan de Salvación nos brinda guía y un propósito en nuestra vida.

Aprender juntos

Una manera de iniciar un análisis con el cuórum o la clase acerca del Plan de Salvación es invitar a alguien a escribir en la pizarra los siguientes encabezados, junto con los versículos de Doctrina y Convenios 76: Vida preterrenal (versículos 22–27), Vida terrenal (versículos 40–43) y Vida después de la muerte (versículos 50–53, 59–62). Concede a los miembros del cuórum o de la clase algunos minutos para que repasen esos versículos a fin de hallar la función del Salvador en el cumplimiento del plan del Padre Celestial. Pídeles que escriban lo que encuentren debajo de cada encabezado. Las actividades que figuran a continuación pueden ayudarles a entender mejor de qué manera el plan del Padre Celestial bendice sus vidas.

  • Repasar algunos de los nombres del plan del Padre Celestial podría ayudar a los miembros del cuórum o de la clase a comprenderlo mejor. Podrían examinar los pasajes de las Escrituras que aparecen en el primer punto de “Recursos de apoyo” y hacer una lista de algunos de los nombres del plan de Dios. ¿Qué enseñan esos nombres sobre el plan? Por ejemplo, ¿de qué modo el plan nos da felicidad, ahora y en la eternidad? ¿Qué enseñan las Escrituras sobre la función del Salvador en el plan? Podrían ver el video “Los corazones de los hombres están desfalleciendo” (ChurchofJesusChrist.org) e invitar a quienes se enseña a hablar sobre momentos en que se hayan sentido agradecidos por el plan del Padre Celestial.

  • Considera invitar a quienes enseñas a hablar de cómo le responderían a un(a) amigo(a) que hiciera las siguientes preguntas sobre el Plan de Salvación: ¿De dónde venimos? ¿Por qué estamos aquí? ¿Adónde vamos después de esta vida? Invítales a utilizar la información que aparece en “Plan de Salvación” en Leales a la Fe (páginas 143–146), así como los recursos que figuran en “Recursos de apoyo”, a fin de preparar una respuesta a una de las preguntas. ¿De qué modo hemos sido fortalecidos por conocer la respuesta a esas preguntas?

  • Los miembros del cuórum o de la clase aprenden más a fondo las verdades del Evangelio cuando se les da la oportunidad de enseñar. Con anticipación, pide a varios miembros del cuórum o de la clase que vengan preparados para compartir un breve resumen de lo que sepan acerca de algún aspecto del Plan de Salvación. Podrían utilizar las reseñas que se encuentran en “El Plan de Salvación” en el capítulo 3 de Predicad Mi Evangelio (2018, págs. 48–53). ¿Qué diferencia marca el saber sobre el Plan de Salvación?

Actuar con fe

Insta a los miembros del cuórum o de la clase a meditar y anotar lo que harán para actuar de conformidad con las impresiones que hayan recibido el día de hoy. ¿En qué forma se relaciona la clase de hoy con las metas personales que se han puesto? Si lo desean, los miembros del cuórum o de la clase podrían compartir sus ideas.

Recursos de apoyo

Enseñar a la manera del Salvador

El Salvador hacía preguntas que invitaban a la reflexión a aquellos a quienes enseñaba. Él estaba sinceramente interesado en sus respuestas. ¿Cómo puedes utilizar preguntas para ayudar a los(las) jóvenes a pensar profundamente en el plan de Dios? (Véase Enseñar a la manera del Salvador, 2016, págs. 33–34).