2017
Suplicando que desciendan los poderes del cielo
anterior siguiente

Una promesa profética

Suplicando que desciendan los poderes del cielo

“Las Escrituras nos enseñan que el ejercicio justo del sacerdocio depende de que vivamos los principios de bondad, caridad y amor.

“Examinemos nuestras vidas y tomemos la determinación de seguir el ejemplo del Salvador de ser bondadosos, cariñosos y caritativos. Al hacerlo, estaremos en una mejor posición de suplicar que los poderes del cielo desciendan sobre nosotros, sobre nuestras familias y sobre nuestros compañeros de viaje en este trayecto, a veces difícil, de vuelta a nuestro hogar celestial”.