La preparación de las revistas de la Iglesia

La preparación de las revistas de la Iglesia

¿Ha pensado alguna vez en cómo se publica la revista de la Iglesia? Cuando la contempla en sus manos, ¿se pregunta quién la habrá preparado y cómo se habrá hecho?

Lo invitamos a una gira con el editor de las Revistas de la Iglesia para mostrarle cómo se preparan estas publicaciones.

Mientras usted está leyendo ésta, ya ha comenzado la planificación para la revista que se publicará dentro de un año. Al prepararla, los editores seguirán las indicaciones de varios miembros de los Setenta, que a su vez comparten con ellos consejos del Quórum de los Doce Apóstoles y de la Primera Presidencia sobre los temas que se deben tratar con el fin de fortalecer a los miembros. Los artículos se eligen o se escriben basándose en el consejo de las Autoridades Generales.

Cómo se prepara un ejemplar

La preparación siempre comienza con la revista Liahona, que se publica hasta en un máximo de 51 idiomas; la publicación mensual se hace en 21 idiomas. En los casos en que, para ciertos idiomas, hay menos suscriptores, éstos reciben entre cuatro y seis ejemplares por año; los idiomas que tienen un mínimo de suscriptores la reciben una, dos o tres veces por año.

En la Liahona hay artículos para adultos, jóvenes y niños, y una sección de noticias locales que incluye, en parte, algunas para los miembros de una región de la Iglesia en particular.

Los líderes de la Iglesia han pedido que, en todo lo que sea posible, el contenido de la Liahona sea el mismo de las revistas que se publican en inglés: Ensign, New Era y Friend. Al planear los números mensuales de la revista Liahona, los editores recurren a la oración para decidir qué artículos son más apropiados para los miembros de todo el mundo. Las Autoridades Generales que asesoran al Departamento de Cursos de Estudio revisan esa selección de artículos.

Las cuatro fuentes principales de artículos para la revista

Los discursos o escritos del Profeta y de otras Autoridades Generales o líderes de la Iglesia pueden emplearse como artículos.

Los integrantes de los Setenta y de las organizaciones auxiliares escriben artículos que corroboren los cursos de estudio de la Iglesia.

Los editores de las revistas de la Iglesia escriben artículos después de haber investigado un tema determinado o de haber visitado a Santos de los Últimos Días en algún lugar.

Ustedes, los lectores, escriben artículos. Sus contribuciones logran que en las revistas se hagan oír las voces de los Santos de los Últimos Días de todo el mundo.

Cómo se compagina la revista

Todos los días a lo largo del año, los integrantes del personal de la revista preparan varios de los números para los meses siguientes. Éstos se encuentran en etapas diferentes de la publicación, desde la planificación hasta la corrección de pruebas y la impresión del próximo número. (En la imprenta que tiene la Iglesia en Salt Lake City, Utah, se imprimen las revistas en inglés y la mayoría de las ediciones de Liahona.) Los artículos se escriben y se editan unos ocho meses antes de la fecha de publicación de cada número. Sin embargo, si en los tres o cuatro meses siguientes sucede algo que deba publicarse de inmediato, los editores pueden quitar uno de los artículos preparados y reemplazarlo con uno nuevo.

Todas las revistas de la Iglesia pasan por una revisión de su contenido en más de una etapa. Después de que se editan, los revisores asignados para ello leen los artículos, incluso algunos miembros de los Setenta. Una vez revisado, el texto aprobado pasa al personal de diseño gráfico, que se encarga de diseñar el formato de las páginas; éstos pueden emplear fotografías y láminas artísticas que tengan disponibles o encargar otras nuevas. Debido a que las páginas de la Liahona deben adaptarse a la expansión del texto, según el idioma, a cada artículo se le asigna espacio extra. Cuando se termina el diseño, algunos miembros de los Setenta y uno o más del Quórum de los Doce Apóstoles revisan las páginas compaginadas.

En el proceso de producción de la revista se incluye aproximadamente un mes para la traducción de los artículos. Los traductores son miembros de la Iglesia que viven en distintas partes del mundo, e intercambian los artículos de la Liahona por correo electrónico con las Oficinas Generales de la Iglesia.

El diseño gráfico y la producción

Los editores de las revistas Liahona y Ensign analizan la colocación de los artículos en un número futuro.

Los diseñadores eligen el formato y las ilustraciones artísticas o las fotografías que contribuyan a enseñar los principios espirituales de los que trate el artículo. Aquí se ve al director artístico de la Liahona mostrando a los editores y a los diseñadores los esquemas que se proponen para el formato.

Al crear los esquemas de los artículos, los diseñadores gráficos encargan a artistas y fotógrafos profesionales las ilustraciones o fotografías, según se necesiten.

Extremo derecho: Los encargados de producción se comunican con los traductores de todo el mundo por medio de correo electrónico. Derecha: la producción de la revista, hasta un máximo de 51 idiomas, exige que se creen esquemas de páginas en la computadora y se revisen las pruebas de imprenta en cada uno de los idiomas.

Cómo llegan las revistas a nuestros lectores

Las pruebas finales de las páginas de la revista se envían a los editores para la última revisión de las pruebas de imprenta, y luego las páginas se envían a la imprenta por correo electrónico con cinco meses de anticipación para la Liahona en inglés y dos meses para los otros idiomas y para Ensign, New Era y Friend. Las secciones de noticias se envían a la imprenta unos dos meses antes de la publicación de la Liahona y aproximadamente un mes antes de la de Ensign.

Las revistas ya impresas se ponen en paquetes que se envían para su distribución fuera de los Estados Unidos por distintos medios, incluso el servicio local de correos; en Estados Unidos se envían por medio del servicio normal de correo. Las primeras que se envían son las que van a las regiones más distantes; las que reciben los lectores de Utah se envían por último. Los envíos se planifican para que las revistas lleguen antes del primer domingo del mes correspondiente, pero la fecha de recibo suele variar.

Ahora que usted tiene esta revista en la mano, esperamos que el leerla contribuya a su progreso espiritual. Algunos artículos se referirán a la salud física, a la economía del hogar y a otros temas que tengan que ver con esta existencia terrenal, pero su propósito principal es ayudarle a fortalecerse espiritualmente.

Si usted tiene algún comentario con respecto a los artículos que lea en la revista, nos gustaría que nos lo enviara (nuestra dirección aparece a la derecha). Si desea sugerir maneras en las que podamos satisfacer mejor sus necesidades espirituales, también deseamos saberlo. Todo lo que contribuya a que prestemos un mejor servicio a nuestros lectores beneficiará tanto a ustedes como a nosotros.

Impresión y distribución

Los pliegos impresos pasan a través de una máquina que los compagina, les agrega la cubierta y luego los engrapa para formar la revista; después, cada una se recorta para quitarle el exceso de papel.

Una vez que se termina de imprimir las revistas, éstas se empaquetan para su envío desde el centro de distribución de la Iglesia en Salt Lake City.

En el depósito donde se guardan otros materiales impresos de la Iglesia, un empleado inspecciona las revistas que se han empaquetado para su envío.